IMPRESIÓN CREATIVA

Consejos útiles para exhibir las fotos de familia

La fotógrafa de retratos de familia y embajadora de Canon Helen Bartlett nos revela cómo exhibir hermosos retratos familiares en casa.
Impresiones en blanco y negro de niños y familias dispuestas en forma de cuadrícula en el suelo.
Imprimir y mostrar recuerdos de familia, amigos y mascotas es una forma maravillosa de contar tu historia vital a través de una obra de arte en constante evolución que añade personalidad a tu hogar y te permite rodearte de recuerdos felices. Para la fotógrafa de retratos familiar y embajadora de Canon londinense Helen Bartlett, aunque las fotografías familiares le permitan expresarse plenamente detrás del objetivo, imprimir y mostrar estas imágenes es un proceso igual de creativo.

«Una de las grandes ventajas de la impresión es que es algo físico que puedes conservar, que no desaparecerá si te olvidas de hacer una copia de seguridad en el teléfono o si se corrompe un archivo», afirma Helen. «Es algo que tanto tú como los niños podéis tocar y atesorar. Creo que imprimir fotografías es absolutamente fundamental para arraigar imágenes en la memoria».

En este artículo, Helen comparte sus consejos para imprimir, enmarcar y exhibir tus fotografías favoritas en casa.

1. Imprime fotografías que te hagan sonreír

Una impresión en lienzo de una chica jugando con burbujas expuesta en la pared de un baño grande con paredes blancas y suelo a cuadros.

Cuando fotografíes a tu familia, intenta hacer fotos divertidas y naturales, en lugar de pensar en qué quedaría bien como copia impresa. Puedes elegir tus favoritas después. Imagen tomada con una EOS R y un objetivo RF 50mm F1.2L USM de Canon a 50 mm, con una configuración de exposición de 1/400 s a f/4,5 e ISO 500. © Helen Bartlett

Según Helen, hay muchísimas opciones para imprimir y mostrar tus imágenes, y lo mejor es que no tienes que pensar en disparar con tu cámara de una forma diferente.

«No pienses que vas a disparar para imprimir, porque ahí es donde empiezas a ponerte límites», explica. «Imprime las fotografías que te hagan sonreír y, si no son técnicamente perfectas, no importa. Es más importante poner en la pared los momentos que te alegre ver».

Sin embargo, si tienes pensado imprimir tus imágenes a gran tamaño, lo importante es utilizar una cámara adecuada. Los puntos de tinta que una impresora fotográfica deposita en el papel no se corresponden exactamente con los píxeles de la imagen, pero una buena regla general es dejar al menos 300 píxeles por pulgada para una impresión con una calidad fotográfica de 300 ppp. Por lo tanto, para una impresión A3 (42 x 29,7 cm) necesitarás una imagen de al menos 4962 x 3507 píxeles o 17 MP. Por lo general, un número de megapíxeles más alto producirá impresiones de mejor calidad.

«Si sabes que quieres imprimir algo grande, utiliza la mejor cámara que tengas a tu disposición, ya que te proporcionará el mejor alcance en términos de ampliación y la mejor calidad de imagen», afirma Helen. Asegúrate de que la configuras con la calidad más alta. «Intenta disparar cuando la luz también sea buena, porque una mala iluminación se notará más en la impresión».

2. Piensa en el lugar en el que las vas a exhibir

Un retrato en primer plano en blanco y negro de una niña pequeña. Está mirando fijamente a la cámara y sonriendo.

Es importante tener en cuenta la composición y la escala de la impresión al elegir un lugar para ella en una habitación. «Si tienes un retrato en primer plano de la cabeza de un bebé y mide 152 cm de ancho, por ejemplo, y lo ves a un metro de distancia, puede ser demasiado. Pero si lo ves desde el final de un largo pasillo, puede quedar absolutamente increíble», dice Helen. © Helen Bartlett

Una imagen en blanco y negro de tres impresiones enmarcadas en una pared sobre un sofá, con una orquídea blanca en la mesa de enfrente.

Los marcos que elijas para tus impresiones deben combinar con el ambiente de la habitación y la decoración. Los marcos blancos sencillos quedan bien con imágenes en blanco y negro. © Helen Bartlett

Independientemente de dónde tengas en mente mostrar tus impresiones, elige colores complementarios que combinen con tu decoración y ten en cuenta el espacio alrededor. «Necesitas un marco que encaje en tu hogar», explica Helen. «Me gustan los marcos blancos o negros simples, los que se suelen ver en las galerías de fotografía, algo sencillo y atemporal. Para una habitación de tonos cálidos, un marco de roble quedaría muy bien, pero para una habitación grande, moderna y luminosa, sería mejor un marco blanco o negro».

Los retratos de Helen son principalmente en blanco y negro, lo que crea un aspecto atemporal para los hogares de sus clientes, algo que podrías hacer si quieres combinar fotografías familiares de diferentes generaciones. «Creo que las fotos familiares quedan especialmente bien en blanco y negro porque ofrecen una larga vida útil y es muy agradable mezclar impresiones de distintas generaciones a la hora de poner cosas en la pared. Las fotografías en blanco y negro actuales combinan bien con las de tus padres y abuelos de jóvenes».

A la hora de elegir un material adecuado, también merece la pena tener en cuenta el entorno en el que se van a mostrar las impresiones y lo que les puede suceder con el tiempo. La gama de papeles fotográficos de Canon incluye productos para una gran variedad de ajustes y con diferentes acabados. El papel fotográfico satinado para «uso diario» GP-501 de Canon, un papel asequible de uso general para impresiones de calidad profesional, es ideal para la mayoría de las zonas del hogar. Sin embargo, si deseas mostrar las impresiones en zonas en las que hay humedad, como el cuarto de baño, puede que necesites acudir a un especialista en impresión para que imprima las imágenes en papel acrílico.

3. Causa una gran impresión con tus impresiones

Una imagen en blanco y negro de una joven en la sombra, sosteniendo dos hojas contra un cielo salpicado de nubes esponjosas.

Tanto si se trata de una impresión grande como de un despliegue de pequeñas impresiones dispuestas de forma geométrica, puedes causar una gran impresión con tus fotografías. «A veces algo gráfico y muy sencillo puede quedar increíble en un marco grande», afirma Helen. © Helen Bartlett

Las impresiones a gran escala pueden quedar fabulosas en tu casa, pero conviene pensar en la escala antes de lanzarse. «Tienes que elegir la imagen correcta, porque no todas las imágenes se pueden ampliar tanto», afirma Helen. «Viene bien conseguir unas pocas hojas de periódico y pegarlas en la pared, porque de lo contrario resulta muy difícil imaginar cómo quedará una imagen a gran escala. Es cuestión de acertar con el tamaño para el espacio midiendo y colgando algo de prueba».

Helen nos explica que las fotografías que tienen suficiente impacto para imprimirlas en grande son las que incluyen el entorno que rodea al sujeto. «Eso funciona muy bien en las imágenes que buscan impresionar. A menudo, las fotografías que vendo en los tamaños más grandes son aquellas en las que alrededor del sujeto hay arquitectura, un entorno o un bosque. Hace que parezca una obra de arte».

Usar una impresora como la imagePROGRAF PRO-300 de Canon te permitirá crear impresiones de calidad profesional desde la comodidad de tu propio hogar. Helen utiliza la impresora imagePROGRAF PRO-1000 de Canon para su negocio. Este modelo compatible con Wi-Fi puede crear impresiones sin bordes y es perfecto para imágenes en blanco y negro gracias a su tinta negra mate, que produce tonos profundos perfectos para fotografías artísticas. Para obtener unos acabados increíbles en blanco y negro, combina tu impresora de Canon con el papel Canon Pro Premium Mate PM-101, diseñado para expresar de forma espectacular los tonos grises y blancos cálidos en tamaños de A4 a A2.

4. Da rienda suelta a tu creatividad con los diseños de galería y cuadrícula

Impresiones en blanco y negro de niños y familias dispuestas en forma de cuadrícula en tres marcos en una pared de ladrillo.

Al crear una pared de galería, puede resultar útil crear una simulación del diseño deseado en un software como Adobe® Photoshop®. De esta forma, puedes comprobar que las imágenes encajan entre sí, que están equilibradas y tienen una buena tonalidad cuando se colocan una junto a la otra. © Helen Bartlett

A la hora de mostrar varias impresiones fotográficas, crear una cuadrícula o una galería en la pared puede añadir personalidad a los vestíbulos, pasillos y escaleras. Si vas a imprimir en tamaños más pequeños, es posible crear impresiones de alta calidad en casa con una impresora Canon PIXMA. La PIXMA G550 de Canon puede imprimir desde dispositivos con Wi-Fi y crear impresiones increíblemente intensas, hasta en tamaño A4 y a un bajo coste.

Helen señala que la ventaja de una galería en la pared es que puedes añadir imágenes o cambiarlas cuando quieras. «Es muy fácil añadir y quitar cosas, y cambiar las imágenes para que la galería crezca y evolucione con el tiempo, igual que las familias. Tengo un cliente con una galería muy buena en la pared de la cocina. Comenzó con tres impresiones, luego seis, nueve, doce... y creo que ya va por dieciséis. Con un sistema de cuadrícula, puede ser muy fácil ampliar el número cada año», afirma.

«Piensa en poder añadir cosas en el futuro. Si tienes un bebé y llenas cada hueco de la pared para cuando tenga seis meses, no tendrás espacio para cuando crezca o si tu familia se amplía. Date flexibilidad».

5. Experimentar con y sin marcos

Una impresión acrílica de dos niños que sostienen palos grandes, expuesta en una pared sobre una chimenea.

Para presumir de tus impresiones no tienes por qué utilizar marcos. Si quieres un aspecto más elegante y moderno, ¿por qué no pruebas las impresiones en lienzos sin marco? Otra opción es la caja americana, también conocida como marco flotante, donde un espacio rodea el borde de la fotografía para que parezca que está suspendida. Esto genera un efecto artístico delicado y es ideal tanto para marcos de pared como de pie. © Helen Bartlett

Las fotos no siempre tienen por qué ir en un marco. A diferencia de las imágenes de estilo retrato realizadas por un profesional que deseas mostrar y proteger, al imprimir tus propias fotos familiares, puede que simplemente desees mostrarlas para rodearte de tus momentos en familia favoritos. «Me encantan las impresiones sin marco. Las coloco en las estanterías y las pego en el frigorífico», nos cuenta Helen. «He visto a clientes hacer cosas increíbles con alambre y clips. Me gusta mucho la idea de que una fotografía tenga vida propia y que, una vez tomada, se pueda utilizar de diferentes maneras.

»Las fotos impresas quedan muy bien en las habitaciones de los adolescentes, ya que puedes pegarlas en la pared y hacer collages, o colgarlas usando alambre», añade. «Puede ser una galería en constante evolución con impresiones sin marco, porque no son tan preciadas para ti».

Incluso puedes utilizar la impresora móvil SELPHY Square QX10 de Canon y recortar las impresiones para exhibirlas. Imprimir tus momentos favoritos y exponerlos en casa es una forma estupenda de levantar el ánimo y conservar tus recuerdos familiares.


Escrito por Lorna Dockerill


Adobe y Photoshop son marcas comerciales registradas o marcas comerciales de Adobe en Estados Unidos y otros países.

Productos relacionados

Artículos relacionados

  • Siluetas de dos niños frente a un bosque iluminado por la puesta de sol que atraviesa entre los árboles.

    FOTOGRAFÍA FAMILIAR

    11 sugerencias para la fotografía de familia

    Descubre sugerencias y trucos para hacer increíbles retratos familiares gracias a la embajadora de Canon Helen Bartlett.

  • Tres niños pequeños sentados juntos en una cama miran fotos impresas de la familia.

    IMPRESIÓN CREATIVA

    Imprime la historia de la vida de tu familia

    Imprime y crea fotografías de los momentos en familia más preciados.

  • Una impresora SELPHY SQUARE QX10 de Canon junto a un álbum de recortes lleno de pequeñas fotos.

    IMPRESIÓN CREATIVA

    Anímate imprimiendo

    Las fotografías captan un instante en el tiempo: tanto si se trata de adhesivos, álbumes de recortes o transferencias, da vida a tus recuerdos con la impresión.

  • Una foto del antes y el después de una pareja en el día de su boda cerca de un lago: en el lado izquierdo, aparece oscuro y sin editar, mientras que en el derecho se aprecia una versión más luminosa, editada en DPP.

    CONCEPTOS BÁSICOS DE EDICIÓN

    Cómo editar fotos especiales

    Mejora tus fotos de ocasiones especiales con estos sencillos consejos para la edición de fotos