TÉCNICAS DE VÍDEO

Creación de documentales: una guía paso a paso para grabar como un profesional

El galardonado realizador de documentales y embajador de Canon Joel Santos comparte sus mejores consejos para narrar historias en vídeo.
El embajador de Canon Joel Santos agachado entre los helechos en un bosque con su cámara Canon.
Todo el mundo tiene una historia que contar y ¿qué mejor forma de compartir la tuya que con un documental de vídeo de alta calidad, grabado con una cámara EOS de Canon? Al embajador de Canon y galardonado cineasta y fotógrafo Joel Santos, le apasiona descubrir historias fascinantes y darles vida en la pantalla. Ha rodado y producido más de 50 documentales televisivos, tanto en su Portugal natal como en todo el mundo. En este artículo, Joel comparte sus mejores consejos para los aficionados que desean crear sus propios documentales.

1. Encuentra tu historia

El embajador de Canon Joel Santos debajo de un gran árbol con su cámara Canon.

Joel Santos, fotógrafo de viajes y realizador de documentales portugués, tiene el don de capturar imágenes y vídeos atractivos.

La forma más fácil de empezar a crear documentales es contar una historia cercana a casa y que signifique mucho para ti. Joel sugiere charlar con personas de tu familia y preguntarles acerca de su pasado. «Si es una persona mayor, puedes preguntarle sobre cómo eran las cosas cuando tenían tu edad, o sobre cualquier aventura que hayan vivido», dice. «También podría ser alguien que vive en un contexto urbano o rural diferente al tuyo». Dado que, para la mayoría de nosotros, la vida durante el último año o así ha sido muy diferente, podría resultar en una historia conmovedora.

«Tienes que encontrar algo que despierte tu curiosidad y te haga querer saber más. Cuando eso sucede, hay una historia que contar. Me gusta mucho la idea de crear documentales basados en las experiencias de amigos y familiares. Algunas personas dicen que los documentales no deben ser personales, pero yo digo: ¿Por qué no? Si tienes una visión sólida de algo que realmente represente quién eres, allí tienes un documental que crear».

2. Ubicación, ubicación y ubicación

Una cámara montada en la parte delantera de un coche, que muestra una pequeña carretera a través de un bosque.

A Joel le apasionan las buenas narraciones en vídeo. «Busca una historia y una perspectiva original y deja que esa pasión te guíe, siempre intentando aprender más y mejorar con cada fotografía que hagas», afirma. En este artículo, los mejores consejos de Joel para el vídeo también reflejan cómo es un día en la vida de un documentalista.

La ubicación y la iluminación son los pilares de cualquier documental, pero no necesitas un lugar exótico para contar una historia. «No se trata de contar con un pintoresco telón de fondo, porque cada historia está enlazada fundamentalmente al lugar donde se desarrolla», explica Joel. «Vas a grabar un documental, por lo que es más importante ser fiel a la historia, ya sea en casa o en una oficina».

«Al igual que ocurre con la fotografía, hay que ocuparse de dónde está todo dentro de la escena», añade. «¿Los colores son adecuados? ¿Se ve un poste telefónico saliendo de la cabeza de alguien? Aunque no estés escenificando la historia de forma activa mientras ruedas documentales, debes ser capaz de componer las tomas de la mejor forma posible. Cuando juntas todos los elementos de la escena, ¿son eficaces?»

Para Joel, la luz es la materia prima más importante que necesitas tener al grabar vídeos, pero también al hacer fotos. «Es la luz la que va a dar forma al sujeto, a su ubicación y a todo lo que surge de ellos. Todo se canaliza hacia el rectángulo mágico de una pantalla que atrae a los espectadores y les hace querer verlo».

Pero recuerda que puedes transmitir imágenes vívidas dondequiera que estés, con cualquier kit que tengas. Está bien utilizar la luz natural, poner un sujeto a contraluz o crear sombras profundas para añadir una sensación de misterio.

3. Visualiza el argumento

Una mujer disparando con una cámara Canon, agachada entre unos helechos en un bosque.

Tener una idea clara y saber cuál va a ser tu argumentación es vital a la hora de grabar, y se puede planificar por adelantado.

La clave para contar historias de forma eficaz es tener en cuenta siempre cómo funcionarán juntas las tomas individuales más adelante. Es algo fácil de practicar, incluso si estás empezando a grabar documentales en casa. «Necesitas una toma que revele dónde va a desarrollarse la acción», afirma Joel. «Luego tienes que presentar al sujeto: la imagen de la cara, la mitad del cuerpo, el cuerpo entero, la persona en el contexto de su entorno, para pasar a la acción y reacción al mostrar los brazos y los gestos. Mientras ruedas, piensa en cómo va a ser la transición entre las diferentes escenas cuando vayas a editarlas todas juntas. También es imprescindible tener en cuenta la continuidad, ya que es posible que acabes realizando diferentes tomas que irán seguidas de forma secuencial en el documental».

«Toda buena historia necesita un clímax. Un documental es más potente cuando termina con una solución que le proporciona al espectador una sensación de recompensa. Es diferente a crear vídeos para Instagram. No estás haciendo un documental para conseguir "me gusta". Necesitas tener el espíritu de un periodista y mantenerte fiel al tema y a la ubicación».

4. Crea algo único

Una mujer en un bosque disparando hacia arriba hacia la copa del árbol.

Experimenta con diferentes técnicas al comenzar con los vídeos y trata de crear algo único para ti.

Una foto tomada directamente hacia arriba, que muestra cómo las ramas de los árboles cubren el cielo.

Conoce al sujeto y enfatiza en lo que los hace interesantes.

Joel cree que si eres un realizador de documentales principiante, tienes que ser lo más original posible. «Incluso cuando una historia en sí no es original, la manera en que la percibes será única. Concéntrate en eso y sé tú mismo, en lugar de tratar de emular el estilo de otra persona.

«También merece la pena ahondar. ¿La persona que estás grabando tiene algo especial? Ese tipo de elemento es lo que hace que un documental destaque, por lo que la clave es ser abierto, interactuar con el sujeto y descubrir sus aspectos fascinantes.

5. Vida en movimiento

Una mujer caminando entre rocas con musgo en un bosque.

Asegúrate de disparar desde diferentes ángulos para que el vídeo final sea más dinámico.

Para Joel, el movimiento también es una herramienta vital. «Si se trata de una escena estática sin movimiento, el espectador perderá rápidamente el interés. Necesitas transmitir una sensación de progresión, la sensación de que el tiempo está pasando y avanzando».

«Siempre es bueno jugar con los ángulos. Sácale el máximo partido a tu imaginación. No te bases en un solo lugar, muévete libremente mientras grabas», continúa. «Si hay dos personas en una escena, cambiar la posición de disparo puede ayudarte a capturar la acción y la reacción, y reforzar las diferencias en la perspectiva». Las cámaras de Canon más recientes cuentan con una estabilización de imagen electrónica muy eficaz para la captura de vídeo, por lo que no es necesario utilizar un trípode para eliminar la trepidación, que supone una distracción.

Las cámaras EOS R5 y EOS R6 de Canon cuentan con estabilización del sensor que ayuda a contrarrestar cualquier movimiento dentro de la cámara. Los objetivos zoom también pueden ser una potente herramienta para cambiar la longitud focal durante el disparo, al igual que los objetivos con IS y STM integrados, que te permiten enfocar durante la grabación de vídeo prácticamente en silencio.

«Cambiar con frecuencia la posición de disparo puede añadir una sensación de ritmo», añade Joel. «Sin cambios en los ángulos de visión, un documental no será tan bueno. Grabar es como cocinar, a veces tienes que mezclar las cosas».

6. Saca el máximo partido a tu cámara Canon

«Las cámaras Canon como mi EOS R5, así como los modelos más asequibles como la EOS M50 Mark II, la EOS 850D y la EOS RP, cuentan con el enfoque automático Dual Pixel CMOS, que funciona muy bien para capturar vídeo, así como para realizar una transición sin problemas de una zona del encuadre a otra. También ofrecen servo AF en vídeo, que puede seguir de forma continua a los sujetos en movimiento dentro del encuadre».

Sin embargo, Joel subraya que cada técnica que utilice debe mejorar la historia. «Nunca utilices una técnica solo porque sí. Si quieres atraer la atención del espectador sobre una cosa específica, el enfoque es una de las cosas que más importa. En caso de un pescador, es posible que quieras centrarte en un pez en una red y, a continuación, pasar el punto de enfoque a la cara del pescador para mostrar su reacción».

Si estás empezando, Joel recomienda dominar el uso de la apertura para crear diferentes efectos cinematográficos. «Junto con la luz y la exposición, la apertura controla la profundidad de campo. Las aberturas amplias (números f bajos) pueden ayudarte a centrar la atención en el sujeto al desenfocar el fondo», explica. «Las aberturas estrechas te proporcionan una gran profundidad de campo, para cuando quieras mantener nítidos objetos cercanos y lejanos al mismo tiempo.

Cuando se trata de velocidades de obturación, lo ideal suele ser la inversa del doble de la velocidad de grabación». Por lo tanto, si estás capturando a 25 fotogramas por segundo, lo mejor es establecer una velocidad de obturación de 1/50. Si utilizas una velocidad de obturación más rápida, suele parecer que los objetos en movimiento están temblando en lugar de moverse suavemente. Si estás fotografiando con luz intensa, tendrás que activar una velocidad de obturación lo suficientemente baja con la abertura que deseas utilizar, ajustar un filtro ND (densidad neutra) al objetivo. En condiciones de oscuridad, el uso de una velocidad de obturación más lenta puede funcionar bien, ya que mejora el desenfoque de movimiento y evita la necesidad de utilizar un ajuste ISO alto que pueda deteriorar la calidad de la imagen».

Las técnicas de Joel en acción

  • Una toma de apertura imaginativa captará la atención y arraigará el documental en su ubicación. Aquí, Joel monta una cámara en el capó de su coche y utiliza la aplicación Canon Camera Connect gratuita en su smartphone como mando a distancia, guiando al espectador a la escena. El siguiente paso es presentar a la persona clave que es el sujeto de la película, llevándolo a la ubicación.
  • Cuando grabas a personas en movimiento, el enfoque automático con detección facial es perfecto para mantenerlas nítidas mientras se mueven y asegurarse de que son el sujeto principal de la atención. Utiliza una velocidad de servo AF bastante rápida para mantener el ritmo del movimiento. Lo contrario se aplica cuando cambias el punto de enfoque de un área de la escena a otra, que se puede enfatizar utilizando una profundidad de campo estrecha, desenfocando el fondo. Esta vez, cambia a una velocidad de servo AF más lenta para crear una transición fluida.
  • No supongas que como estás grabando un vídeo, habrá movimiento automáticamente en la toma. Para mantener el interés del espectador al grabar objetos estáticos, crea movimiento mediante la inclinación o el barrido. Incluso puedes combinar la inclinación y el barrido para crear un interesante efecto de movimiento giratorio.
  • En las escenas con alto contraste existe el peligro de que las luces brillantes se pasen a blanco y las sombras oscuras a negro. Utiliza la opción de captura HDR (alto rango dinámico) de Canon para obtener una exposición general más equilibrada, controlando las luces y potenciando las sombras. Otro buen truco es utilizar un filtro polarizador circular. Esto puede reducir los reflejos no deseados y potenciar el color, mientras que la reducción de la transmisión de luz a través del filtro permite el uso de aberturas más amplias y evita la necesidad de velocidades de obturación excesivamente rápidas.
  • Y, por último, no te limites a los vídeos hablando a cámara. Al igual que cualquier otra película, un buen documental debería tener ritmo. Cambia tu posición para disparar desde diferentes ángulos o sacar el máximo partido a la tecnología IS Digital de vídeo para minimizar la trepidación en las fotografías sin trípode. Esto te da la libertad de moverte mientras grabas, en lugar de estar fijado en un solo lugar. Y no acaba con el disparo: la edición creativa y la forma de cortar las tomas pueden añadir una capa adicional de dramatismo e interés.
Dos pescadores con cormoranes chinos sentados en barcos largos con faroles.

Para ver los consejos de Joel, echa un vistazo a esta historia* sobre cómo fotografiar pescadores con baja iluminación. Imagen tomada con una EOS 5D Mark IV de Canon y un objetivo EF 16-35mm f/2.8L III USM de Canon a 24 mm, con una configuración de exposición de 1/320 s a f/2,8 e ISO 3200. © Joel Santos

Ten en cuenta estos consejos la próxima vez que quieras contar una historia convincente con tu cámara y dominarás la creación de documentales en poco tiempo.

*Disponible solo en determinados idiomas.



Escrito por Matthew Richards

Productos relacionados

Artículos relacionados

  • TÉCNICAS DE VÍDEO

    Aprende a grabar tu primer corto

    ¿Tienes una historia interesante que contar? Plásmala en un corto. Aprende a hacerlo con algunas sugerencias.

  • Un músico, un bailarín y un futbolista frente a una pared con un grafiti de un búho de neón.

    VLOGGING

    Una colaboración creativa

    Cuatro artistas que utilizan equipos de Canon unieron fuerzas y emplearon sus diferentes habilidades para producir un impresionante cortometraje.

  • Convierte un día familiar en una fantástica película casera

    TÉCNICAS DE VÍDEO

    Convierte un día familiar en una fantástica película casera

    Captura los momentos en familia más valiosos y descubre cómo sacar el máximo partido a las funciones de vídeo de tu cámara EOS de la mano del videobloguero familiar Stef Michalak.

  • El famoso pastelero Matt Adlard tomando una foto de un postre de chocolate con la EOS M50 Mark II de Canon.

    FOTOGRAFÍA GASTRONÓMICA

    Una receta para el éxito: presentamos la EOS M50 Mark II de Canon

    Matt Adlard, pastelero autodidacta y estrella de las redes sociales, pone a prueba la EOS M50 Mark II.