ARTÍCULO

Nicolai Brix revela la primera obra de un cineasta con el sistema EOS R de Canon

El cineasta Nicolai Brix probó el sistema EOS de Canon para documentar el viaje creativo de la diseñadora de tejidos danesa Susanne Nielsen. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 50mm f/1.2L USM. © Paul Hackett

«Mi pasión son las historias. No puedo simplemente hacer algo, sino que necesito contar historias», afirma Nicolai Brix,
en el lugar donde acaba de rodar un cortometraje, un antiguo almacén junto al puerto de su ciudad natal, Odense (Dinamarca). El corto narra la historia de Susanne Nielsen, una diseñadora gráfica danesa especializada en estampados de ropa, que está trabajando en nuevos diseños de tejido. Se centra en su método creativo para desarrollar nuevas tendencias y estilos, al tiempo que se divierte, es ella misma y vive conforme a sus valores.

Nicolai se muestra visiblemente aliviado al sentarse delante del decorado, que el diseñador del mismo está desmontando lentamente. Ha sido un día largo y una grabación muy especial: Canon le invitó a ser el primer cineasta en probar el sistema mirrorless de fotograma completo de la EOS R, y Nicolai reconoce que estaba nervioso al comienzo del día.

«Por supuesto que sentía la presión», dice el veterano videógrafo, que ha trabajado para clientes como BMW, Maersk, la BBC y Warner Bros.

Canon Professional Services

En manos de profesionales

Accede a asesoramiento profesional gratuito, reparación de equipos, eventos inspiradores y ofertas especiales exclusivas con Canon Professional Services (CPS).

Por lo general, Nicolai trabaja con el sistema Canon Cinema EOS, pero este proyecto personal lo rodó utilizando únicamente el cuerpo de la EOS R en combinación con los objetivos RF 50mm f/1.2L USM y RF 24-105mm f/4L IS USM. También utilizó sus objetivos de la serie L de Canon, todos ellos compatibles con el sistema EOS R mediante su adaptador de montura EF-EOS R EF con anillo de control.

«Se trata de una cámara pequeña, pero eso me ha dado la oportunidad de grabar algunos ángulos nuevos. Me ha cambiado la visión en un sentido positivo», explica Nicolai con entusiasmo. Como «storyteller», eso es justamente lo que le importa: la capacidad de expresarse y de transmitir un mensaje.

El embajador de Canon, de 40 años, ha realizado a lo largo de su dilatada carrera trabajos de todo tipo que, de un modo u otro, han estado relacionados con la comunicación con la audiencia. Cuando tenía 17 años, Nicolai inició unas prácticas como guarda forestal en la isla danesa de Bornholm, donde parte de su trabajo consistía en enseñar a los escolares que visitaban la isla la naturaleza que les rodeaba. Posteriormente, una vez finalizado el servicio militar, pasó a ser sargento a cargo del entrenamiento de nuevos reclutas. No obstante, él siempre había soñado con ser fotógrafo, sueño que convirtió en realidad empezando a trabajar como autónomo. Después formó parte de la plantilla de fotógrafos de Politiken, uno de los principales periódicos daneses.

En Politiken, Nicolai fue uno de los primeros en ofrecerse voluntario cuando el diario comenzó a producir contenido de vídeo en línea. Afirma que su temprana incursión en el universo del vídeo es uno de los motivos por los que ha salido airoso de una década complicada en el sector del periodismo, donde muchos fotógrafos convencionales han tenido que buscar otras salidas profesionales. En la actualidad, Nicolai dirige la compañía de producción B-Visuals, y dispone de una combinación de clientes comerciales y editoriales.

A partir de sus habilidades como «storyteller», fotógrafo y cineasta, Nicolai nos cuenta su último proyecto personal y sus primeras experiencias con el sistema EOS R de Canon.

¿Qué encontraste en el vídeo que echabas en falta en las imágenes fijas?

«El vídeo era más divertido, porque podía contar historias completas y esa es mi pasión. Las habilidades generales de identificar una historia, investigar el tema y elegir cómo presentarla... Todo eso son cosas que se hacen mucho cuando eres fotoperiodista y he podido aprovecharlo en mi trabajo.

El sector del vídeo es un negocio al alza, pero en algunos casos la creciente demanda de contenido de vídeo significa que basta simplemente con que se trate de imágenes en movimiento. No es fácil que los clientes comprendan lo importante que es desarrollar bien el mensaje también».

¿Qué fue lo primero que pensaste cuando probaste el sistema EOS R de Canon?

«Cuando Canon se puso en contacto conmigo para hablarme del sistema EOS R, me quedé sorprendido, probablemente porque esperaba una mirrorless, pero no un sistema completamente nuevo, con objetivos y adaptadores. Al tener el adaptador de montura EF-EOS R de Canon con anillo de control, puedo utilizar todo el sistema de objetivos Canon EF con el cuerpo nuevo. Además, el adaptador tiene un anillo para poder programar una función en los objetivos EF antiguos, exactamente igual que sucede con los nuevos objetivos Canon RF 50mm f/1.2L USM y Canon RF 24-105mm f/4L IS USM.

Lo programé para mi apertura, así que simplemente con mover el pulgar podía ajustar el enfoque automático, el enfoque manual, el anillo de enfoque y la apertura, una forma completamente nueva de manejar la cámara. En resumen, podía cambiar los ajustes muy rápidamente. Y si utilizas un objetivo EF antiguo sin estabilización, dispones de la estabilización de la imagen digital de la EOS R, lo que supone una gran ventaja; en realidad, la cámara mejora mis objetivos actuales».

In a large, deserted warehouse, with wooden walkways at one side and directly above, a woman works at a cluttered table in the middle distance in front of a vertical board filled with pictures.
El rodaje se llevó a cabo en un almacén de gran tamaño y el excelente rendimiento con luz reducida del sistema EOS R dio como resultado una grabación más nítida de lo que Nicolai esperaba. Imagen tomada con una EOS R de Canon y un objetivo Canon EF 16-35mm f/2.8L III USM. © Nicolai Brix

¿Cómo fue trabajar con un cuerpo tan pequeño?

«La EOS R es una cámara pequeña si la comparas con una réflex, pero la empuñadura es muy buena. Hacía mucho tiempo que no sentía que un cuerpo se ajustara tan bien a mi mano, así que la cámara es fácil de manejar, a pesar de su pequeño tamaño. Otro factor importante es el diseño. La nueva barra multifunción permite trabajar a mayor velocidad, ya que puedes asignarle cualquier función. Yo puse la ISO en la barra multifunción, de forma que podía utilizar el anillo del objetivo para ajustar la apertura y luego usar el pulgar en la empuñadura para ajustar la ISO. Esto significa que la cámara no me limita en absoluto, algo especialmente importante en un trabajo como este, en el que estoy grabando a alguien mientras realiza su trabajo».

¿Cómo se te ocurrió la historia del cortometraje?

«Se trata de un corto comercial sobre una diseñadora gráfica, Susanne Nielsen, que crea estampados textiles para diversas firmas de moda de todo el mundo. Cuando quiero contar una historia sobre una persona, siempre intento profundizar todo lo posible, así que entrevisté a Susanne durante tres o cuatro horas cuando nos conocimos. Descubrí que su herramienta más importante a la hora de preparar y presentar su obra a sus clientes es un álbum de recortes, así que tuve la idea de que creara un álbum de recortes gigante sobre sí misma. Al final, cuando aparece el álbum terminado, se muestra un mensaje».

A view over Nicolai Brix’s right shoulder as he looks at the screen on the back of a Canon EOS R, with his right thumb on the controls. The same image also appears on a larger additional screen attached to the camera. In the background is a cluttered craft table, with Susanne Nielsen standing behind it.
A Nicolai le resultó especialmente útil que la cámara mirrorless Canon EOS R de fotograma completo fuera capaz de capturar imágenes Canon Log de 10 bits, además de grabar vídeo en 4K. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 24-70mm f/2.8L II USM. © Paul Hackett

¿Cómo estaba montado el sistema EOS R de Canon durante el rodaje?

«Hice un montaje muy sencillo. Fijé una grabadora a una placa base con una simple abrazadera y le puse un bloqueo rápido a la cámara para poder extraerla de la montura y tomar imágenes fijas fácilmente. Grabé el 90 % del corto con un monopié, a fin de conseguir la sensación de grabación sin trípode, pero con estabilidad. Fue una forma fácil y eficiente de trabajar».

¿Cuál fue el mayor reto de esta grabación?

«Rodamos el corto en un antiguo almacén enorme; yo esperaba que una gran cantidad de luz natural inundara ese amplio espacio, pero resultó muy complicado conseguir un aspecto natural. Resolvimos el problema mediante una combinación de tecnología de iluminación y cámara. Teníamos dos grandes focos con difusores que hacían la vez de sol natural, y luego ajustaba una ISO alta si tenía que usar una apertura más pequeña. Usé todos los ajustes entre ISO100 y 10000, y el resultado es bastante limpio comparado con lo que cabría esperar con una ISO tan alta».

A view from almost directly above Susanne Nielsen, looking down on her craft table as she works at it, standing to the left. The table is filled with craft and drawing materials, sketches, colourful ribbons and objects.
Gracias a la estabilización de la imagen integrada y a un seguimiento de enfoque de gran eficacia, la EOS R permitió capturar ángulos inusuales con facilidad. «Podía tocar la pantalla para marcar a Susanne, que estaba trabajando abajo, y aunque pasara por delante de las vigas de madera del pasillo, el seguimiento la volvía a detectar», explica Nicolai. Imagen tomada con una EOS R y un objetivo RF 24-105mm f/4L IS USM de Canon. © Nicolai Brix

Una de las tomas se hizo desde arriba. ¿Cómo la hiciste?

«Pudimos subirnos a una pasarela elevada situada bajo el techo para conseguir una vista cenital, pero el espacio era muy reducido y tuve que grabar sin soporte. La estabilización integrada de la Canon EOS R me ayudó mucho. Especialmente cuando uso objetivos más largos, la imagen se mantiene estable. Esa toma aérea es mi favorita de todo el rodaje; queda muy bien y la cámara me ayudó a conseguirla.

Otra cosa que noté al grabar desde arriba fue lo útil que es la función de seguimiento de enfoque. Podía tocar la pantalla para marcar a Susanne, que estaba trabajando abajo, y aunque pasara por delante de las vigas de madera del pasillo, el seguimiento la volvía a detectar».

A filmmaker’s right-hand index finger taps the screen on the back of a Canon EOS R; the image of Susanne Nielsen working at her craft table is seen also on a larger additional monitor attached to the left-hand side.
Además de ofrecer Dual Pixel CMOS AF, la Canon EOS R proporciona a los cineastas la capacidad de hacer efectos de reenfoque rápido en la pantalla con gran facilidad. «Yo diría que el enfoque automático Dual Pixel es probablemente una de las cosas que más ha cambiado la forma en que trabajo», afirma Nicolai. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 24-70mm f/2.8L II USM. © Paul Hackett

Entonces, ¿no tuviste miedo de usar el enfoque automático en un trabajo?

«Empecé a utilizar el enfoque automático Dual Pixel en mis otras cámaras de cine; disponer del mismo sistema de enfoque automático en un cuerpo pequeño como el de la Canon EOS R es una maravilla.

Creo que el 90 % de las tomas de este proyecto se grabaron con el enfoque automático. Es increíble cómo se pueden hacer efectos de reenfoque rápido en la pantalla táctil; es muy sencillo y, además, puedes ajustar las velocidades. Yo diría que el enfoque automático Dual Pixel es una de las cosas que más ha cambiado la forma en que trabajo».

A Canon EOS R viewed from the front left as Nicolai Brix stands behind it changing its lens. He is holding the lensless camera steady on its stand with his left hand while he holds a lens in his right.
Cambiar los objetivos durante un rodaje con la Canon EOS R de fotograma completo es fácil; a diferencia de otras cámaras mirrorless, el sensor de esta queda protegido automáticamente al apagar la cámara y retirar el objetivo. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 100mm f/2.8L Macro IS USM. © Paul Hackett

¿Qué impresión te llevaste de los objetivos RF 50mm f/1.2L USM y RF 24-105mm f/4L IS USM?

«Me habían dicho que el objetivo Canon RF 50mm f/1.2L USM era especial y estaba deseando probarlo. La verdad es que jamás había visto un rendimiento similar en un objetivo f/1.2. Se trata de un objetivo muy rápido, con una calidad y un diseño excepcionales. Al principio solo quería usarlo porque, como fotógrafo, me encanta la profundidad de campo reducida.

Sin embargo, cuando grabamos desde arriba, en la pasarela, utilicé el objetivo Canon RF 24-105mm f/4L IS USM. Es un objetivo muy nítido, y la forma en que comprime la imagen es extraordinaria. Así que al principio solía usar el Canon RF 50mm f/1.2L USM, pero acabé grabando muchas tomas también con el Canon RF 24-105mm f/4L IS USM. Creo que será un excelente objetivo para tareas cotidianas».

¿Cuál es la calidad final de la grabación, desde un punto de vista profesional?

«Si grabas con Canon Log, se obtienen archivos de 10 bits de gran belleza. Los tonos de piel son fantásticos. No siempre puedes conseguir los ajustes perfectos para cada toma, así que es en la fase de edición cuando te das cuenta de la capacidad de cada archivo y hasta dónde puedes llegar para obtener lo que quieres. Hice algunas tomas de muestra e intenté desglosarlas en una suite de gradación del color; tuvimos que llegar muy lejos para que sucediera algo.

Habiendo visto el vídeo final con gradación, no tendría ninguna duda en usar la EOS R como cámara B, o incluso como cámara A, en trabajos en los que tengo que viajar o en los que quiero ser discreto».

A close-up view from behind and to the right of a Canon EOS R, with the photographer’s right hand at its side.
El novedoso sistema EOS R forma parte de la gama EOS, por lo que ofrece todas las ventajas conocidas de dicha gama en cuanto a manejo y sistemas de menús. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 100mm f/2.8L Macro IS USM. © Paul Hackett

¿Por qué elegiría un videógrafo profesional usar un sistema mirrorless de fotograma completo?

«Yo suelo trabajar con la gama Canon Cinema EOS, pero veo claramente la utilidad del sistema EOS R, ya que es más pequeño y puede capturar tanto imágenes fijas como vídeo. A veces tengo proyectos en los que tengo que viajar o trabajar a gran velocidad, y la Canon EOS R sería una solución ideal al tener las funciones de vídeo que necesito, como el C-Log de 10 bits, que no está disponible en las DSLR.

Siempre quiero la máxima calidad, así que no utilizo cámaras que no puedan hacer tomas de 10 bits o Canon Log, porque necesito el rango dinámico que esto me proporciona. La Canon EOS R es una cámara con un gran futuro, puesto que cada vez más clientes demandan 4K. Sin duda, es un sistema que me resultará muy útil».

¿Qué es lo próximo que te gustaría hacer con el sistema EOS R?

«Ya tengo pensada una historia sobre unos fabricantes de motocicletas personalizadas de aspecto más que interesante. La cámara me ayudará a grabar la historia, ya que es pequeña y fácil de usar. Podría montarla en un pequeño cardán para conducir junto a los moteros y hacer tomas en movimiento, algo que sería muy difícil con una cámara más grande. Estoy seguro de que incluso a 80 o 100 kilómetros por hora, conseguiría tomas nítidas».



Los cinco consejos de Nicolai Brix para grabar con el sistema EOS R


  1. «Para las imágenes fijas, utiliza la pantalla de Visión en directo. Yo no soy muy alto, así que con la pantalla abatible puedo levantar la cámara al máximo y no perder de vista el encuadre; para enfocar, uso la pantalla táctil».
  2. «Utiliza el seguimiento de enfoque. Se trata de una función que he echado mucho de menos en otras cámaras de cine. Hacer un seguimiento del enfoque en la pantalla con el dedo es muy fácil y funciona perfectamente».
  3. «Si utilizas una grabadora externa, intenta no depender demasiado de ella. De lo contrario, la cámara estará atada de pies y manos, y perderás la flexibilidad de poder usarla para grabar vídeo y capturar imágenes fijas».
  4. «Tómate el tiempo necesario para programar la cámara. La Canon EOS R permite personalizarlo absolutamente todo; yo programé el botón que hay junto al obturador para alternar entre la Visión en directo y el visor electrónico. Además del balance de blancos en el botón de exposición situado en la parte trasera de la cámara».
  5. «Uno de los grandes problemas de otras cámaras mirrorless es que el obturador no está cerrado al cambiar de objetivo. En cambio, en la Canon EOS R sí se cierra, siempre que recuerdes apagar la cámara antes de poner otro objetivo. Esto supone una gran diferencia al trabajar en ciertos entornos, ya que evita que entre polvo y suciedad en el sistema».

Prueba el nuevo sistema mirrorless EOS R de fotograma completo de Canon en photokina, en Colonia (Alemania), del 26 al 29 de septiembre.

A Canon EOS R, along with various lenses and accessories laid out on a table-top.
Además de una nueva gama de objetivos EOS R extraordinarios, la compacta cámara Canon EOS R es compatible con todos los objetivos EF y EF-S gracias a sus adaptadores, muy fáciles de usar. Imagen tomada con una Canon EOS 5D Mark IV y un objetivo Canon EF 70-200mm f/2.8L IS II USM. © Paul Hackett

Escrito por Kathrine Anker


El equipo de Nicolai Brix

El equipo clave que utilizan los profesionales para capturar sus imágenes

Nicolai Brix’s kitbag

Cámara

Objetivos

Adaptador

Artículos relacionados

Ver todo

Consigue el boletín

Haz clic aquí para disfrutar de historias inspiradoras e interesantes noticias de Canon Europe Pro

Suscríbete ahora