FOTOGRAFÍA DEPORTIVA

Una sesión fotográfica de un día con un fotógrafo profesional de deportes de acción

La fotógrafa en ciernes Deborah pasa un día repleto de acción con el embajador de Canon Jean-baptiste Liautard, que captura cada momento de una emocionante sesión de ciclismo de montaña.
Canon Camera
Congelar la acción en movimiento puede convertirse en un reto desalentador cuando empiezas en el mundo de la fotografía. ¿Qué ajustes de la cámara debes utilizar? ¿Cómo debes enfocar el objetivo? ¿Qué técnicas permiten obtener resultados con gran nitidez?

Deborah, una joven fotógrafa y amante de los deportes de acción procedente de Lyon (Francia), quería obtener algunas respuestas.

«He tenido muchos problemas con el enfoque y el encuadre», explica. «Quiero aprender las técnicas adecuadas para conseguir que mi sujeto se vea nítido, además de saber elegir el ángulo perfecto a la hora de fotografiar la acción».

Para ayudar a Deborah a acelerar el ritmo con el que fotografía la acción, le pedimos que acompañase al embajador de Canon y fotógrafo de ciclismo de montaña Jean-baptiste Liautard (Jb) en una sesión llena de acrobacias con el atleta francés de slopestyle y ciclismo de montaña Jéremy Berthier.

Jb normalmente utiliza una EOS R5 de Canon, pero para demostrar que no se necesita un equipo profesional para hacer fotos de calidad profesional, la pareja recibió una EOS RP y un objetivo RF 35mm F1.8 Macro IS STM para trabajar.

Descubre cómo Deborah se enfrentó a los diferentes retos y consulta los principales consejos de Jb para fotografiar la acción.

1. Comunícate con el sujeto

Tres personas sobre una plataforma de madera miran fotos en una cámara EOS RP de Canon. Dos de ellas aparecen sentadas y la otra permanece de pie y con casco mientras sujeta una bicicleta de montaña.

La clave para conseguir los mejores resultados es comentarlo todo con el sujeto. «El objetivo de este tipo de fotos es mostrar la acción de la mejor forma posible», comenta Jb. «Por lo tanto, si el atleta está a cuatro metros de altura pero en tu foto parece un metro, no es una buena foto de acción. Puede que sea una buena foto, pero el deportista nunca estará contento con el resultado cuando, al fin y al cabo, todo el mundo debería estarlo».

Una imagen de una figura a oscuras en la pantalla de ángulo variable de una cámara EOS RP de Canon.

Jb aconsejó a Deborah que guiara al sujeto y le dijera dónde mirar y qué hacer. «De este modo lo controlas todo, incluso cuando la acción se desarrolla de forma natural. Se trata de gestionar esos pequeños detalles para conseguir la toma en cuestión», comenta.

«Si tu cámara no ofrece una velocidad de disparos en serie muy alta, tendrás que pulsar el disparador en el momento preciso», comenta Jb. «Tener una ligera idea sobre el deporte te será de gran ayuda en este sentido. Habla con el deportista y pregúntale qué acrobacia va a hacer, a qué altura va a llegar y desde qué ángulo cree que se verá bien la acción».

Deborah está de acuerdo: «Jb me explicó lo importante que es comunicarse con la gente con la que trabajamos para poder contarnos nuestras expectativas. El mayor reto al que me enfrenté durante la sesión fue controlar la velocidad de mi sujeto. Lo superé analizando las carreras de práctica de Jeremy. Así pude anticipar el momento exacto para pulsar el disparador en el siguiente intento».

No te olvides de utilizar también la tecnología de tu cámara a tu favor. Si combinas una buena comunicación con el sujeto y el ajuste de avance más rápido de tu cámara, tendrás más posibilidades de capturar el momento en que todos los elementos se unen en una magnífica foto de acción. «Tener la posibilidad de grabar una secuencia de tomas que puedas compartir con el atleta para elegir el mejor encuadre es realmente importante, porque la posición y la acción tienen que considerarse perfectas por parte de ambos», explica Jb.

2. Controla todos los elementos posibles

El embajador de Canon Jean-baptiste Liautard fotografía con una cámara EOS RP de Canon a un hombre que realiza acrobacias sobre una bicicleta de montaña en un camino rural.

Jb comenta que le gusta «enfatizar de más» el balance de blancos para acentuar los colores cálidos durante el atardecer. Le mostró a Deborah cómo hacerlo ajustando manualmente una temperatura de color más alta con la opción K (Kelvin) en el menú de balance de blancos de la EOS RP de Canon.

Un ciclista de montaña salta mientras se desplaza cuesta abajo por una carretera.

«Para esta sesión pedí a Jeremy que llevase ropa de color amarillo y marrón porque creía que complementaba muy bien el fondo», comenta Jb. Imagen tomada con una EOS RP y un objetivo RF 35mm F1.8 Macro IS STM de Canon, con una configuración de exposición de 1/2500 s a f/1,8 e ISO 200. © Jean-baptiste Liautard

«Aunque no puedes controlar el tiempo que hace, debes hacer todo lo posible para no dejar ningún otro aspecto de la sesión en manos del azar», comenta Jb. «Intenta anticiparte a los problemas y controlar tantos elementos como sea posible. Por ejemplo, había llovido mucho en los días previos a esta sesión, así que el despegue de uno de los saltos era demasiado suave. Para evitarlo, cavamos un agujero en el borde del salto y encendimos un fuego dentro para que la tierra se secara al cabo de unas horas».

Uno de los principales aspectos de una sesión de deportes de acción que se puede controlar relativamente es la elección de la ropa del deportista. «Intenta que utilice colores acordes o que aporten contraste. Si tienes un fondo verde, por ejemplo, puedes optar por ropa de color rojo o blanco para que el deportista destaque de verdad».

3. Establece una velocidad de obturación rápida

Una imagen de la parte superior de una cámara EOS RP de Canon con el enfoque en el dial de modo de la cámara.

Jb aconseja utilizar el modo de exposición manual para tener un control total de los ajustes de la cámara. Si acabas de iniciarte en la fotografía de acción, lo mejor es que fotografíes cuando haya una luz relativamente intensa, ya que tendrás mayor libertad para experimentar.

Un ciclista de montaña ejecutando un salto de altura, cuyo vértice está al mismo nivel que la hilera de árboles cercana.

Una velocidad de obturación rápida es esencial para conservar la nitidez de los detalles al fotografiar a un atleta en movimiento. Imagen tomada con una EOS RP y un objetivo RF 24-105mm F4-7.1 IS STM de Canon a 52 mm, con una configuración de exposición de 1/1000 s a f/7,1 e ISO 1250. © Jean-baptiste Liautard

La selección de una velocidad de obturación adecuada fue esencial en esta sesión. «El ciclismo de montaña es probablemente uno de los deportes más rápidos que se pueden fotografiar», comenta Jb. «Las ruedas giran tan rápido que es difícil que los radios se vean nítidos a velocidades de obturación inferiores a 1/800 segundos. Si tienes suficiente luz, yo te recomendaría 1/1000 segundos como mínimo».

Establecer una velocidad de obturación tan rápida puede suponer un problema cuando los niveles de luz son más bajos, pero el uso de un objetivo «rápido» con una gran abertura máxima, como el RF 35mm F1.8 Macro IS STM de Canon, puede ofrecerte más opciones. «Puede que tengas que ser flexible con la abertura y el valor de ISO para conseguir una buena exposición a una velocidad de obturación rápida», explica Jb. «A veces, puede que no quieras fotografiar con la máxima abertura en una situación con poca luz para que el primer plano se vea un poco menos borroso. En este caso, aumentar el valor de ISO te permitirá congelar la acción».

A pesar de esto, Jb recomienda mantener el valor de ISO lo más bajo posible para conseguir la mejor calidad de imagen. Por esta razón, Deborah empezó con ISO 100. «Luego, elegí una velocidad de obturación rápida», comenta. «Y ajusté la abertura y el valor de ISO para conseguir la exposición que buscaba».

4. Elige el modo de enfoque adecuado

El embajador de Canon Jean-baptiste Liautard agachado entre la hierba junto a Deborah mientras le muestra la pantalla de ángulo variable de una cámara EOS RP de Canon.

El enfoque automático combinado con la pantalla de ángulo variable de la EOS RP de Canon puede ser realmente útil, ya que facilita la captura de imágenes nítidas cuando se mantiene la cámara en ángulos complicados, como le explicó Jb a Deborah.

Enfocar a un atleta que se mueve rápidamente es uno de los principales retos de la fotografía de deportes. Jb aconseja que, aunque una cámara con enfoque automático rápido suele ser muy útil para capturar la acción, utilizar el enfoque manual puede ofrecerte resultados uniformes cuando te enfrentas a una acrobacia deportiva predecible y repetible.

«Cuando conoces el deporte y sabes exactamente cuál será la posición del deportista en el punto más alto de la acrobacia, puedes realizar un enfoque previo manual con el objetivo en ese punto», comenta. «Para facilitar las cosas, pídele que se coloque en posición, debajo de donde se realizará la acrobacia. Después, amplía la imagen en directo 10 veces para poder enfocar con precisión». La distancia focal de la acción con respecto al objetivo no debería cambiar si la cámara permanece en el mismo ángulo y, por tanto, no afecta al enfoque. Sin embargo, si la cámara se inclina hacia arriba, la distancia de enfoque cambiará y se desenfocará si la profundidad de campo está suficientemente reducida.

«Si la acción es impredecible, como ocurre con el ciclismo de montaña cuesta abajo, entonces sí que utilizaría el enfoque automático Servo».

Deborah comenta que tuvo que intentarlo varias veces para asegurarse de que sus fotos estuvieran bien enfocadas porque no estaba acostumbrada a esta técnica. «Antes de centrarme en la acción, puse el enfoque automático en un objeto que estaba a la misma distancia a la que esperaba que estuviera Jéremy en el momento de la acrobacia. Después, puse el objetivo en enfoque manual para que no cambiara de posición», explica.

5. Busca tu propia suerte

Una joven en un campo de hierba alta sostiene un puñado de hierba delante de la cámara. A lo lejos se ven dos figuras en bicicleta en lo alto de una rampa.

Llevar tu propio primer plano te da la libertad de fotografiar la acción desde el mejor ángulo.

Un ciclista de montaña realizando un salto durante un día soleado, con la hierba en el primer plano de la imagen.

Al utilizar el objetivo RF 35mm F1.8 Macro IS STM de Canon con una abertura máxima de f/1,8, la hierba ofrece un encuadre suave para el salto de Jeremy. Imagen tomada con una EOS RP de Canon con una configuración de 1/4000 s a f/1,8 e ISO 100. © Jean-baptiste Liautard

Jb le ha enseñado a Deborah la importancia que tiene pensar con la cabeza cuando las cosas no salen como estaba previsto. «Le expliqué que me gusta tener los detalles del primer plano, como las ramas y las hojas, en mis fotos porque añaden profundidad y una calidad tridimensional», comenta. «Quería fotografiar parte de la hierba, pero estaba bastante baja y una valla delante de la acción habría bloqueado la toma desde el ángulo bajo. Para evitar esto, arrancamos un poco de hierba y la pusimos delante del objetivo».

Para Deborah, se trataba de una técnica totalmente nueva. «Utilizar la hierba o los árboles para ocultar detalles que no quería que apareciesen en mi foto o para crear una mejor composición era algo muy evidente, aunque no lo había probado hasta esta sesión», explica ella. «Jb me dijo que no dudara en explorar todos los rincones para encontrar el ángulo perfecto y que no pensara en hacer trampas con la edición más adelante, sino que utilizara y modificara el entorno todo lo que quisiera antes de hacer la foto».

Afortunadamente, Deborah terminó la sesión con algunas imágenes increíbles de deportes de acción. Esperamos que los consejos de Jb también te sirvan de ayuda a la hora de realizar tus propias fotos de acción.

Lleva tu fotografía de acción al siguiente nivel con estas técnicas avanzadas de Jb*.

*Disponible solo en determinados idiomas.



Escrito por Marcus Hawkins

Productos relacionados

Artículos relacionados