ARTÍCULO

¿Hasta dónde serías capaz de llegar? Conoce a tres profesionales de la fotografía que buscan llevar su creatividad al límite

El trabajo de Jake Baggaley, Sharon Cosgrove y la embajadora de Canon Eliška Sky es totalmente distinto. Sin embargo, todos comparten la misma determinación por lograr la «imagen perfecta».
Una modelo se inclina hacia atrás con los brazos en el aire mientras la fotógrafa Eliška Sky se agacha tras ella para capturar una toma.

Para dar forma a su visión creativa, la artista visual Eliška Sky planifica cada toma de forma meticulosa. «Es un equilibrio entre preparación e improvisación», explica la embajadora de Canon. «Cuando te sientes preparada, eres capaz de meterte de lleno en la escena con total confianza e improvisar en el momento, lo que a veces te ayuda obtener los mejores resultados».

Para muchas personas, la fotografía y la videografía son algo más que un trabajo o una pasión. Es como una inquietud que nunca termina de calmarse y que les impulsa a visitar lugares remotos, soportar el calor más extremo y superar cualquier reto físico. Son capaces de preparar meticulosamente durante horas una escena que han imaginado de antemano y llevar su equipo y su propia capacidad de resistencia al límite. Nada que es suficiente si no es perfecto.

A continuación, tres profesionales de la fotografía (un videógrafo de aventuras, una fotógrafa gastronómica y una artista visual) nos cuentan cómo su incansable creatividad les lleva a límites insospechados en busca de la toma perfecta.
Un surfista se inclina en su tabla de forma casi paralela al agua mientras desliza una mano por la superficie del agua.

«Cuando fotografías algo que te gusta, es más fácil conseguir buenas imágenes, porque entiendes por qué es divertido», destaca el videógrafo de aventuras Jake Baggaley. «En las imágenes de deportes extremos, lo ideal es mostrar la emoción y el entusiasmo de los atletas». Imagen captada con una EOS R5 y un objetivo RF 24-70mm F2.8L IS USM de Canon a 70 mm, con una configuración de exposición de 1/500 s a f/3,2 e ISO 3200. © Jake Baggaley

Un surfista se inclina en su tabla motorizada de forma casi paralela al agua mientras mira a un fotógrafo en un kayak rojo cercano que está captando la escena.

Normalmente, cada vez que Jake necesita realizar una sesión fotográfica en condiciones extremas, se prepara formándose y aprendiendo habilidades de supervivencia según la ocasión y las circunstancias. «Es muy importante planificarlo todo con antelación y tener en cuenta las precauciones de seguridad. Al fin y al cabo, eres responsable de los modelos y atletas que participan en la sesión», comenta.

Jake Baggaley: videógrafo de viajes y aventuras

Jake Baggaley siempre ha sido un apasionado de los deportes de aventura. Comenzó su carrera profesional como fotógrafo de proyectos editoriales y documentales, pero no tardó en darse cuenta de que podía combinar su amor por la fotografía con el deporte. «La mayor parte de mis proyectos actuales son cosas divertidas que me interesa hacer», afirma Jake a pesar de que, para muchas personas, su idea de diversión (recorrer selvas tropicales o colgarse de un saliente en una montaña) puede ser un tanto extrema. «Me gusta meterme de lleno en la escena que busco captar para plasmarla desde la perspectiva del deportista.

»Si se trata de una escena de escalada, por ejemplo, en vez de fotografiar o grabar al sujeto desde lejos, yo también me sumo a la actividad. Quiero que mis imágenes transmitan una sensación más íntima, como si formaras parte de la acción», añade. «Cuando se trata de imágenes de atletas, hago lo mismo, corro a su lado». Gracias a su experiencia como corredor de montaña, actividad que sigue practicando en la actualidad, Jake cuenta con una buena condición física, lo que le permite afrontar cualquier desafío.
Uno de los proyectos más complicados en los que tuvo que trabajar consistió en captar imágenes de un grupo de esquiadores para una marca de ropa en unas montañas de Suecia. Cuando Jake y su equipo llegaron a la cabaña en la que iban a alojarse tras caminar durante horas con todo el material a cuestas a temperaturas de -10 °C, descubrieron que no podían entrar. «Al final tuvimos que reventar la cerradura», comenta entre risas.

En Borneo, en cambio, se vio en una situación completamente diferente. «Había mucha humedad y el calor era asfixiante. Tenía que correr por la selva junto a un grupo de atletas mientras fotografiaba desde distintos ángulos y trataba de mantener el ritmo rodeado de fauna peligrosa», recuerda.

En un proyecto para un fabricante de tablas de surf motorizadas, Jake tuvo que grabar un vídeo promocional al amanecer en la costa de Dorset desde un kayak. «Fue una situación extrema, ya que el surfista tenía que acercarse mucho a mí. Había mucho ruido, así que lo más difícil fue comunicarse», comenta. «Además, necesitaba maniobrar el kayak lo más rápido posible para poder captar la escena desde la mejor posición. En este caso, tuve que confiar en que el surfista supiera lo que hacía».

Dada la cantidad de variables implicadas, Jake agradece haber podido contar con la fantástica resolución de la EOS R5 de Canon, ya que le ofrece una gran libertad para recortar las imágenes. En una escena con poca luz como esta, el estabilizador de imagen también le resultó muy útil. «Me permitió grabar con una velocidad más lenta y lograr un ligero efecto de desenfoque a la vez que mantenía la nitidez del sujeto para acentuar la sensación de velocidad», explica.
Un técnico con guantes limpia el sensor de una cámara de Canon.

¿Tienes un equipo de Canon?

Registra tu equipo para obtener acceso a asesoramiento profesional gratuito, reparación de equipos, eventos inspiradores y ofertas especiales exclusivas con Canon Professional Services.
Imagen de unas rodajas de limón sumergiéndose en agua contra un fondo completamente negro.

El consejo que ofrece la fotógrafa gastronómica Sharon Cosgrove a quienes busquen seguir sus pasos es simple: «Capta todo lo que te apasione y hazlo de forma natural. Saca a relucir tu talento y muéstraselo a todo el mundo sin importar lo que la gente piense. Rodéate de mentes creativas como la tuya y aprovecha su ayuda, sigue los consejos de otros profesionales, haz contactos y sal de tu zona de confort». Imagen tomada con una EOS R6 y un objetivo RF 100mm F2.8L Macro IS USM de Canon con una configuración de exposición de 1/1000 s a f/4 e ISO 4000. © Sharon Cosgrove

La fotógrafa Sharon Cosgrove observa la pantalla de su cámara EOS R6 de Canon mientras ajusta el objetivo.

«La EOS R6 de Canon es muy intuitiva», comenta Sharon. «Como usuaria de Canon de toda la vida, me encanta cómo no se complican con el diseño y la distribución de las funciones, los diales y los botones. Puedo usar cualquier cámara de la misma serie al instante sin pensar. Cuando trabajas bajo presión, necesitas tener claro cómo usar tu dispositivo».

Sharon Cosgrove: fotógrafa gastronómica

A primera vista, la fotografía de comida no parece un género excesivamente peligroso. Después de todo, no te obliga a huir de una manada de leones en mitad del Serengueti. Aun así, la fotógrafa residente en Belfast Sharon Cosgrove ha acabado lesionada en numerosas ocasiones tras caerse de escaleras, escalones o sillas destartaladas mientras trataba de captar sus sujetos comestibles desde un ángulo ideal. No obstante, para lograr las innovadoras y apetecibles imágenes por las que es conocida, lo que más necesita es tiempo. «Una sola toma puede llevar varios días de investigación, búsqueda de atrezo y construcción de sets», comenta. Para Sharon, meterse de lleno en un proyecto fotográfico conlleva no poder socializar. Sin embargo, el resultado merece la pena.
Este excepcional nivel de compromiso se puede apreciar en un reciente proyecto que captó con la EOS R6 de Canon en el que dejaba caer comida en agua. Requería habilidad y perseverancia. «Utilicé trozos de fruta de distintos tamaños y los dejé caer desde diferentes alturas mientras probaba varios ajustes de la cámara, y tenía que cambiar litros de agua constantemente», explica. «No fue nada sencillo captar la toma al mismo tiempo que dejaba caer los trozos de fruta. Al final, la clave consiste en saber determinar el momento de disparo y repetir muchas veces. Es algo que requiere paciencia, determinación y visión, además de saber cómo solucionar todo aquello que no funciona. Para lograr una sola toma tuve que dedicar un día entero, pero siempre me gusta seguir adelante sin importar lo cansada que esté».

La EOS R6 fue la herramienta ideal para el proyecto. «Es tan rápida y silenciosa que puedes realizar hacer montones de fotos, como una ametralladora silenciosa. Con esta cámara, no se te escapa ni una toma», comenta con entusiasmo.

Sharon utilizó el modo de disparos en serie de alta velocidad para fotografiar los trozos de fruta antes y después de que alcanzaran el agua, lo que le permitió «captar con claridad cómo cada rodaja atravesaba la superficie y se hundía elegantemente», tal y como ella misma explica. «A veces, una foto puede llevarte varias horas, pero cuando la consigues, es muy emocionante. El modo de disparos en serie me permitió captar perfectamente toda la acción, pero no tardé en acumular miles de imágenes».
A person kayaking on still water, in silhouette, with the setting sun turning the water orange.

Mi compañera de aventura al aire libre: EOS RP de Canon

El fotógrafo de aventuras Jake Baggaley explica cómo la cámara ligera EOS RP le aporta un toque creativo a su fotografía en ubicaciones remotas y situaciones exigentes.
Una bailarina con un vaporoso vestido rojo posa sobre una mesa de plexiglás transparente mientras la fotógrafa Eliška Sky capta la escena tumbada debajo de ella.

Para Eliška, la clave del éxito reside en trabajar con equipos de hasta 30 personas y cuidar esas relaciones creativas. «Me tomo todo el tiempo necesario para comunicar mi visión a los miembros del proyecto, ya sean estilistas, maquilladores o modelos. Cuando quieres crear algo único, todo el mundo debe implicarse».

Una mujer tumbada sobre una sábana negra y cubierta por una manta del mismo color mira a través del visor de su cámara.

Eliška observó que, al fotografiar bajo una mesa de plexiglás transparente, su figura aparecía reflejada en la imagen, por lo que decidió cubrirse con una manta negra.

Eliška Sky: artista visual

Los proyectos de la embajadora de Canon Eliška Sky siempre empiezan con una idea que quiere comunicar. Sin embargo, dicha idea puede tomar cualquier rumbo. Gracias a su tenacidad e imaginación, esta artista, fotógrafa de moda y directora de arte checa es capaz de plasmar en imágenes su fantástica visión creativa. «Me gusta innovar y crear cosas nunca vistas», afirma. «Ser original y sorprendente siempre supone un reto. Es algo que requiere mucha planificación, un equipo numeroso y diseños de escenarios complejos. Pero ¿qué sentido tendría si fuera fácil?».

Según comenta, en uno de sus proyectos tuvo que grabar a una modelo mientras posaba sobre una estructura de plexiglás a dos metros de altura. Para lograr el acabado que buscaba, Eliška utilizó una máquina de aire y varios accesorios, como bufandas y bolas de colores. «En una de las tomas, tuve que colocarme bajo la mesa de plexiglás y, como mi figura siempre se veía reflejada en la imagen, le pedí a alguien que me cubriera con una manta oscura para así poder fotografiar sin problemas», explica. Trabajar con la EOS R5 de Canon le ha permitido comprobar que el sistema de enfoque automático puede marcar la diferencia. «Fue capaz de mantener a la modelo enfocada mientras se movía. Por otro lado, características como la captura de vídeo en 4K y la frecuencia de fotogramas de la R5 también me vinieron geniales para captar las bolas de colores en el aire a cámara lenta».

En otra campaña que realizó en enero de 2021, Eliška construyó una piscina de 6 x 6 m dentro de un estudio. «Estaba en un suelo de hormigón, sin calentar y en pleno invierno. Solo disponíamos de dos días para conseguir las tomas», añade. Para asegurarse de que las modelos estuvieran cómodas, Eliška y su equipo se dedicaron a calentar agua en teteras para rellenar la piscina. Otro ejemplo que pone de manifiesto hasta dónde está dispuesta a llegar para lograr una toma se puede observar en uno de sus proyectos editoriales inspirado en el período azul de Picasso, en el que decidió cubrir con pintura azul brillante a las modelos y el estudio entero. «Encuentro inspiración en todo lo que me rodea», afirma. «La literatura, el cine, la fotografía, lo cotidiano... Incluso algo tan simple como las luces y las sombras resulta inspirador».

Escrito por Rachel Segal Hamilton


Artículos relacionados

  • Una aurora boreal de color verde ilumina el cielo por encima de una montaña, con la Vía Láctea al lado.

    ARTÍCULO

    Luces danzantes y ríos de lava fotografiados con la EOS R6

    Descubre cómo las cámaras mirrorless Full Frame de Canon hicieron frente a las maravillas del mundo natural, desde las auroras boreales de Finlandia hasta los volcanes de Islandia.

  • Dos jóvenes se relajan en una cama hecha con palés, con una manta naranja por encima. Una planta proyecta sombras impresionantes en las paredes amarillas.

    ARTÍCULO

    Profesionales nos revelan cómo sacarle partido a la oscuridad

    Cuatro embajadores de Canon nos explican que fotografiar con baja iluminación es la mejor oportunidad para ampliar tus límites creativos.

  • Una imagen nocturna de una mujer de pie con un vestido de color negro entre las ramas de un gran árbol.

    ARTÍCULO

    Cómo vender tu estilo si eres fotógrafo de moda

    Descubre los principales consejos de dos fotógrafas de moda profesionales para encontrar tu visión creativa y vendérsela a los clientes.

  • ARTÍCULO

    Mi sesión de naturaleza más difícil

    Cinco importantes fotógrafos de naturaleza de Canon nos desvelan las historias detrás de sus sesiones más desafiantes y cómo lograron hacer las fotos que querían.

  • Consigue el boletín

    Haz clic aquí para disfrutar de historias inspiradoras e interesantes noticias de Canon Europe Pro