ARTÍCULO

10 consejos para ampliar tu negocio a través de las redes sociales

Canon Ambassador Muhammed Muheisen explaining how his camera works to a group of Afghan children.
En las redes sociales, las imágenes tras las cámaras suelen ser bastante populares. En esta foto, el embajador de Canon Muhammed Muheisen, que cuenta con más de 678 000 seguidores en Instagram, le explica a un grupo de niños refugiados afganos en las afueras de Islamabad, Pakistán, cómo funciona su cámara. Imagen tomada con una EOS 5D Mark II (a la que ahora sucede la EOS 5D Mark IV) y un objetivo EF 50mm f/1.4 USM de Canon, con una configuración de exposición de 1/3200 s a f/2 e ISO 50. © Muhammed Muheisen

Para los fotógrafos actuales, las redes sociales se han convertido en un elemento cada vez más importante, ya que les permiten compartir su trabajo con nuevas personas y clientes de todo el mundo. Desde la realización de entrevistas en vídeo en directo hasta la creación de comunidades online para proyectos sin ánimo de lucro, cada vez son más los fotógrafos que buscan ampliar sus horizontes más allá de obtener la foto perfecta.

«Las redes sociales se han convertido en la realidad del presente y en una manera de informar al mundo», comenta el fotógrafo de National Geographic y ganador de dos premios Pulitzer Muhammed Muheisen. «Son como un diario o un portfolio». Muhammed utiliza las redes sociales para mostrar el impacto de los conflictos bélicos, desde Palestina hasta Siria, y concienciar a la gente.

Las redes sociales también son una herramienta a tener en cuenta para la fotógrafa de bodas Marina Karpiy, que afirma dedicar dos horas al día a promocionar su trabajo de forma online. Por otro lado, la fotógrafa de bodas, fotoperiodista y colaboradora habitual del New York Times Tasneem Alsultan, cuyo trabajo se centra en asuntos sociales y de género en su país natal, Arabia Saudí, y en otras zonas de Oriente Medio, experimenta con los nuevos formatos que le ofrecen las redes para mejorar la interacción con sus seguidores.

A continuación, los embajadores de Canon expondrán sus consejos sobre cómo usar las redes sociales para mejorar tu fotografía e impulsar tu negocio.

Ten en cuenta que el contenido de audio solo está disponible en inglés.

The Treasury façade, also known as Al-Khazneh, in the ancient city of Petra, Jordan.
Tras publicar esta imagen de la fachada del Tesoro de Petra, también conocida como Al-Jazneh, Muhammed recibió la increíble cantidad de 42 400 «Me gusta» en Instagram. «La gente conecta con lugares como Petra, especialmente el Tesoro, por películas como Indiana Jones», comenta. «De hecho, muchas personas han estado allí y les gusta compartir su experiencia en los comentarios». Imagen tomada con una EOS 5D Mark IV y un objetivo EF 35mm f/1.4L II USM de Canon, con una configuración de exposición de 1/2500 s a f/2,2 e ISO 50. © Muhammed Muheisen
A full moon rising above the Acropolis of Athens, Greece.
Esta imagen de la luna llena emergiendo sobre la Acrópolis de Atenas captada por Muhammed y publicada de nuevo recientemente logró más de 35 500 «Me gusta» en Instagram, una cifra cercana a la de su publicación original. «A veces es fantástico usar las redes sociales para compartir momentos que reflejan la belleza de nuestro mundo», destaca. Imagen tomada con una EOS 5D Mark IV y un objetivo EF 400mm f/2.8L IS II USM de Canon (al que ahora sucede el EF 400mm f/2.8L IS III USM), con una configuración de exposición de 1/40 s a f/4,5 e ISO 100. © Muhammed Muheisen
Canon Professional Services

¿Tienes un equipo de Canon?

Registra tu equipo para obtener acceso a asesoramiento profesional gratuito, reparación de equipos, eventos inspiradores y ofertas especiales exclusivas con Canon Professional Services

1. Piensa en las redes sociales como en un canal de información

«Las redes sociales son una vía de comunicación muy rápida», comenta Muhammed. «Son como un tren en movimiento que te obliga a seguir cierto ritmo si no quieres quedarte atrás. También resultan el medio perfecto para compartir mi trabajo, el motivo tras este y dónde me encuentro. Para un fotógrafo profesional, son como un canal de información cuando se usan correctamente».

A diferencia de una agencia de noticias, que comparte imágenes con editores, clientes y otros profesionales del sector, las redes sociales le permiten compartir su vida y su trabajo con el resto del mundo. Este diario visual le ofrece la oportunidad de llegar a un nuevo público, aunque esto requiere de un esfuerzo continuo. «Yo las uso como es debido», añade Muhammed. «A través de ellas comparto imágenes e historias».

2. Dedícales tiempo y esfuerzo

Para mantener una fuerte presencia online se necesita mucho trabajo. Marina pasa al menos dos horas al día conectada a las redes sociales, como Facebook o Instagram, donde cuenta con más de 18 000 y 57 000 seguidores, respectivamente.

«No me obliga a gastar nada, tan solo tiempo y esfuerzo para garantizar que el contenido resulta útil e interesante», comenta. Es una estrategia que aporta muchos beneficios empresariales. «Mis principales clientes descubrieron mi trabajo a través de Instagram. El público que me sigue está compuesto por gente de mi generación, con familia e hijos, y clientes con los que colaboro. Muchos de estos seguidores son también personas de otros países que suelen estar atentas a los lugares a los que viajo para organizar sesiones fotográficas».

A black-and-white portrait of a woman crying, her face in her hands.
Nastia, uno de los sujetos de Marina, lloró al ver sus retratos en la pantalla de la cámara. Esta emotiva imagen logró más de 5 000 «Me gusta» en Instagram. «Esta escena fue el mejor momento de mi carrera, y sabía que tenía que inmortalizarla», comenta Marina. Imagen tomada con una EOS R y un objetivo RF 50mm F1.2L USM de Canon con una configuración de exposición de 1/320 s a f/1.4 e ISO 100. © Marina Karpiy
A self-portrait of Canon Ambassador Marina Karpiy wearing a white jacket.
Las publicaciones que muestran a la persona detrás de la cámara suelen ser bastante populares. Marina compartió una serie de autorretratos en Instagram junto a un vídeo tras las cámaras en el que mostraba cómo conectó su teléfono a una cámara EOS R de Canon para usarlo como disparador remoto. Imagen tomada con una EOS R y un objetivo RF 50mm F1.2L USM de Canon con una configuración de exposición de 1/4000 s a f/1.8 e ISO 100. © Marina Karpiy

3. Ponte delante de la cámara

A pesar de que Muhammed prefiere no aparecer en las fotos que comparte a través de las redes sociales, una imagen suya tras la cámara que captó en la antigua ciudad jordana de Petra se convirtió en una de sus publicaciones más populares de Instagram con más de 128 000 visualizaciones. «La gente quiere saber quién está detrás de la cámara», comenta. «Aunque les llamemos "seguidores", muchos te consideran un amigo, así que a veces es importante interactuar con ellos de forma más cercana para recordarles que tras la cámara hay una persona».

A screen capture of 100 images by Canon Ambassador Clive Booth.

Cómo crear un archivo de imágenes que funcione

Descubre cómo dominar la gestión de fotografías con el embajador de Canon Clive Booth y el servicio basado en la nube de Canon, image.com.

4. Innova tu contenido para adaptarte a los nuevos tiempos

Tasneem suele pasar la mayor parte del tiempo sobre el terreno trabajando en proyectos documentales con su EOS 5D Mark IV y un objetivo EF 35mm f/1.4L USM de Canon (al que ahora sucede el EF 35mm f/1.4L II USM). Sin embargo, mientras que la mayoría de la gente está confinada en sus casas debido a la pandemia de COVID-19, ella ha comenzado a grabar entrevistas en directo en la aplicación IGTV de Instagram para sus 166 000 seguidores.

«Actualmente no tengo encargos para proyectos fotográficos en Arabia Saudí», comenta. «Soy fotógrafa documental y siempre me fijo en lo que ocurre a mi alrededor para contar una historia. Ahora mismo me es imposible hacerlo, pero quiero creer que mi trabajo posee cierto valor, así que las entrevistas tienen un efecto terapéutico. En estos momentos, creo que todos estamos tratando de entender quiénes somos».

En sus inspiradoras entrevistas, Tasneem conversa con editores, fotógrafos y cineastas durante una hora a través de Instagram Live. A continuación, edita los vídeos y los reduce a 15 minutos para publicarlos en IGTV. Su primera entrevista al cineasta británico Josh Allott, enfermo de coronavirus en el momento de la grabación, recibió 23 400 visualizaciones, y desde entonces ha entrevistado a la fotoperiodista Smita Sharma y a Meghan Petersen, directora de fotografía adjunta de The Wall Street Journal.

A Saudi horseman in Taif, Saudia Arabia, leading a pony by his side.
«En marzo, me crucé con este hombre en Taif, en Arabia Saudí», comenta Tasneem. «Recuerdo que pensé en el hecho de que somos seres sociales. ¿Cómo era capaz ese hombre de sobrevivir durante semanas solo en compañía de sus animales?». Imagen tomada con una EOS 5D Mark IV y un objetivo EF 70-200mm f/2.8L IS III USM de Canon a 102 mm, con una configuración de exposición de 1/1000 s a f/4,5 e ISO 250. © Tasneem Alsultan

5. No te limites a publicar, interactúa con tu público

El éxito de Muhammed en redes sociales no se reduce únicamente a su cuenta de Instagram, con más de 678 000 seguidores. También es el fundador de Everyday Refugees, una fundación sin ánimo de lucro con 179 000 seguidores en la misma plataforma. Durante más de diez años, Muhammed ha documentado la crisis de los refugiados en Oriente Medio, Asia y Europa, y la interacción con sus seguidores ha sido esencial para acercar su trabajo a más gente.

«Eres tú quien decide cómo utilizar estas plataformas», explica. «Yo comencé sin seguidores tanto en mi cuenta personal como en la de Everyday Refugees. Todo es cuestión de la forma en la que te comuniques con tu público. Necesitas interactuar con la gente que te sigue. Es una comunidad a la que le gusta estar informada y ser parte de la historia».

6. Aporta algo de tu propia vida

Marina describe Instagram como si se tratara de su diario, aunque no realiza sus proyectos con la idea de publicarlos específicamente en la plataforma más allá de preparar fotos verticales para historias de Instagram y escoger una relación de aspecto de 4 x 5 para las publicaciones. Las fotos y vídeos que gozan de más éxito son aquellas en las que combina su propio estilo con momentos cotidianos.

«Mi familia, las historias personales de mis viajes y todo lo referente a la vida en Georgia suelen ser los temas más vistos», comenta Marina, que lleva dedicándose a la fotografía profesional durante 14 años. «Instagram es la historia de mi vida. Me encanta compartir fotos de mi familia, ya que para mí no hay nada más importante. Un fotógrafo no es solo un profesional, sino también alguien con sus propios intereses. Los clientes no vienen a mí únicamente por mi talento, sino porque tienen curiosidad por conocerme fuera de las redes».

A woman dressed in traditional wedding attire at a henna ceremony.
La imagen de Tasneem de esta ceremonia henna durante una boda tradicional cosechó un gran éxito en Instagram, con más de 2 000 «Me gusta». Imagen tomada con una EOS 5DS R y un objetivo EF 50mm f/1.2L USM de Canon, con una configuración de exposición de 1/125 s a f/1,8 e ISO 3200. © Tasneem Alsultan

7. Céntrate en la calidad antes que en la cantidad

«No consiste en tener un gran número de seguidores», comenta Tasneem. «En las redes sociales, un día eres el no va más y al siguiente se han olvidado de ti. Puedes controlar la coherencia y el contenido, algo que anima a la gente a hacer preguntas y cambia sus opiniones y estereotipos».

8. Entiende el valor de lo auténtico

Marina, que utiliza una EOS R y una EOS 5D Mark IV de Canon, a menudo publica imágenes tras las cámaras de sus sesiones fotográficas, lo que permite ver cómo es su proceso deproducción. Gracias a la conectividad Wi-Fi y a las capacidades de uso compartido de archivos de sus cámaras, puede compartir imágenes directamente. Según cree, esto le ha permitido elaborar una imagen auténtica en las redes que se ha traducido en éxito comercial, ya que las marcas saben que sus seguidores conectan con ella de forma especial.

Esta idea ha sido muy importante a la hora de equilibrar trabajo profesional y personal. «También soy bloguera, y al trabajar con clientes como Nestlé o Lego, puedo fotografiar a niños con sus productos, así que es perfecto», destaca.

A 21-month-old Afghan refugee sleeping under a mosquito net.
Anna Rahmoni, una refugiada afgana de tan solo 21 meses, duerme bajo una mosquitera en un campo de refugiados al norte de Atenas, en Grecia. «Durante más de diez años, me he dedicado a documentar la crisis de los refugiados por todo el mundo y mucha gente me ha seguido por este motivo», comenta Muhammed. «La imagen de Anna está cargada de emotividad. Siempre suelo dar más información, como el nombre, la edad y algo de contexto, para que la gente conecte con la persona que aparece en la foto». © Muhammed Muheisen
A black-and-white portrait shot of a father and son embracing.
Esta fotografía se publicó junto a una serie de imágenes que analizaban el trabajo de Marina. «Ya sean grandes o pequeñas, todas las personas son maravillosas», comenta. «Aferrarnos a los demás nos hace seguir adelante. La vida nunca se detiene». Imagen tomada con una EOS R y un objetivo RF 50mm F1.2L USM de Canon con una configuración de exposición de 1/1000 s a f/1,8 e ISO 2000. © Marina Karpiy

9. Utiliza las plataformas más populares

Los tres fotógrafos consideran que actualmente Instagram es la mejor plataforma para los creadores de imágenes. «En Facebook, mis publicaciones apenas reciben visualizaciones», comenta Tasneem. «Me parece que es por el algoritmo, así que dejé la plataforma hace algunos años. Instagram es muy accesible y permite que los editores vean mi trabajo».

«Creo que, poco a poco, la gente utiliza más Instagram», añade Marina, que no suele emplear hashtags en la plataforma, pero afirma que el contenido que publica por la tarde recibe más atención. Muhammed sigue utilizando Twitter y Facebook, pero no tanto como antes. «Creo que Instagram es la plataforma perfecta, ya que se centra en el contenido visual», afirma. «Soy fotógrafo, y mi labor consiste en compartir mi trabajo con el mundo».

10. Forja vínculos para generar un cambio

Una de las ventajas de las redes sociales es la oportunidad de conectar con gente a la que nunca hubieses podido conocer fuera de Internet. Para Muhammed, esto ha supuesto el éxito de Everyday Refugees. «Antes de las redes sociales, mi trabajo se centraba en el sector de la información». «Cuando hacía una foto, solo la veían mis compañeros de profesión. Ahora, puedo compartir información con todo el mundo». Tras estas cuentas hay personas capaces de marcar la diferencia gracias a sus decisiones. Hemos construido las bases de un sistema que ayuda a miles de personas. ¿A que es increíble? Sin la ayuda de las redes sociales hubiera sido muy complicado».

Escrito por Lorna Dockerill


Artículos relacionados

Ver todo

Consigue el boletín

Haz clic aquí para disfrutar de historias inspiradoras e interesantes noticias de Canon Europe Pro

Suscríbete ahora