Artículo

Economía circular, sostenibilidad y oportunidades de negocio

Economía circular, sostenibilidad y oportunidades de negocio

Canon Camera

Economía circular sin concesiones: cómo el cambio en la mentalidad de las adquisiciones podría suponer un ahorro económico y contribuir a salvar el planeta.

La mitad del total de emisiones de gases de efecto invernadero y el 90 % de la pérdida de biodiversidad se deben a la extracción de recursos y al procesamiento de materiales, alimentos y combustibles. Y, sin embargo, se prevé que el uso de materias primas se habrá duplicado a nivel mundial para el 20601. Por lo tanto, es fundamental que las empresas adopten prácticas que minimicen los residuos en la medida de lo posible. Para ello, es indispensable incorporarse a la economía circular.

Según la Fundación Ellen MacArthur, una economía circular «se basa en los principios de eliminar residuos y contaminación desde el diseño, mantener productos y materiales en uso y regenerar sistemas naturales».

Las empresas se encuentran en el núcleo de la transición de una economía lineal a una economía circular. Al incorporar los principios de circularidad al núcleo de la toma de decisiones empresariales (por ejemplo, mediante la adopción de principios de adquisición sostenible), las organizaciones pueden reducir costes y cumplir sus compromisos de responsabilidad social.

Remanufacturado: el nuevo «nuevo»

Tener las mejores intenciones en torno a la reutilización y el reciclaje es estupendo, pero las mejores prácticas aplicadas en el espacio de trabajo pueden perjudicar la adopción de políticas de sostenibilidad que sirvan para apuntalar un cambio de comportamiento real. En un reciente seminario celebrado en Suecia sobre adquisiciones y sostenibilidad, se constató que los productos fabricados con piezas recicladas a menudo quedan descalificados porque no cumplen los requisitos de «nuevo de fábrica»2.

Estas normas pueden hacer que los equipos de adquisiciones pasen por alto la opción de actualizar o reparar los dispositivos existentes, lo que conlleva residuos excesivos y costes innecesarios. A menudo, estos equipos no tienen en cuenta cómo ampliar la vida útil de su hardware de oficina ni cómo desechar el hardware de forma adecuada por las mismas razones.

Las empresas deben entender que el hecho de que algo refabricado no tiene por qué implicar renunciar a la calidad Aunque para las empresas es importante contar con la tecnología más adecuada, la mejor opción no siempre es la tecnología más reciente. La clave es el nivel de detalle. Contar con todos los detalles relativos a las necesidades específicas de la plantilla dará una mejor idea de los dispositivos de TI que necesitan los empleados. Para algunos, será imprescindible contar con la máxima velocidad y versatilidad; para otros, un dispositivo que permita trabajar de forma segura y fiable y que se adapte perfectamente a su flujo de trabajo es lo que se necesita para ser productivos.

Los dispositivos refabricados en detalle

Esto es lo bonito de los dispositivos refabricados. A diferencia de los productos reacondicionados o de segunda mano, el proceso de desmontarlos, de reconstruirlos con una combinación de piezas limpias antiguas y de piezas nuevas y de someterlos a rigurosas pruebas implica que estos dispositivos parecen y funcionan como si fueran completamente nuevos. Incluso el contador se pone a cero. En consecuencia, también se reducen considerablemente los costes en comparación con los dispositivos «nuevos», tanto en términos prácticos como medioambientales. Y, lo que es más importante para las empresas: no hay que sacrificar el rendimiento del producto en aras de unas mejores credenciales de sostenibilidad.

La gama imageRUNNER ADVANCE EQ80 de Canon pone en práctica estos principios mediante la selección de los modelos más vendidos de los últimos años y su exhaustiva refabricación, aplicando una dilatada experiencia en fabricación para producir dispositivos multifunción asequibles y de alta calidad.

Dado que cada producto de la gama EQ80 se fabrica con al menos un 80 % de piezas en peso y componentes ya existentes, aportamos nuestro granito de arena a la economía circular y podemos reducir las emisiones de CO2 asociadas a la fabricación en hasta un 80 %. Además, al igual que toda nuestra gama de dispositivos de Canon, la gama EQ80 incluye varias opciones y características, desde la impresión A3 en modo monocromo hasta la impresión en color, velocidades de impresión rápidas de 25 a 75 ppm y una reducción del uso de materias primas de hasta un 80 %.

Todos estos dispositivos se venden como nuevos, con una nueva garantía y un nuevo número de serie. Como resultado, pueden integrarse totalmente con la red de impresoras de una empresa: el firmware más reciente y las sólidas características de seguridad estándar hacen que funcionen como parte intrínseca de una flota de impresoras, lo que garantiza que se pueda satisfacer cualquier necesidad empresarial de manera eficiente y rentable.

Una perspectiva más amplia

Nuestra filosofía corporativa «Kyosei» (vivir y trabajar juntos para el bien común) significa que los principios de la sostenibilidad y la responsabilidad han quedado grabados en nuestros valores desde el primer día. Desde que empezamos a refabricar productos hace más de 20 años, hemos aplicado constantemente innovaciones técnicas y mejoras continuas a nuestras gamas, y ahora somos el único OEM que ofrece dispositivos refabricados con la máxima garantía. Esto también significa que hemos ido por delante de la legislación reciente en nuestra gama imageRUNNER ADVANCE EQ80: la UE ha ampliado recientemente las normas de «derecho a la reparación» a aparatos como lavavajillas y frigoríficos. A partir del 2021, los fabricantes deberán suministrar piezas de repuesto durante un máximo de 10 años para que los aparatos puedan repararse en lugar de sustituirse.

Los países miembros de la UE están intentando consagrar jurídicamente la economía circular de otras maneras. Cuando se trata de suministrar y comprar muchos productos, desde piezas de automóviles hasta tecnología de consumo, se deben tener en cuenta aspectos como la posibilidad de reciclaje, el uso de materiales reciclados, la remanufacturación y la posibilidad de reparación. De hecho, desde el 2009, la UE se ha dedicado a establecer un marco para la fijación de requisitos de diseño ecológico para los productos relacionados con la energía con el fin de mejorar su rendimiento medioambiental3.

Además, la adopción de dispositivos refabricados como parte de una estrategia de adquisición más sostenible conlleva beneficios adicionales, ya que tanto los clientes como los empleados se sienten atraídos hacia empresas con mejores credenciales de sostenibilidad.

Garantizar la incorporación de la circularidad a las prácticas de adquisición no solo es deseable, sino que resulta esencial para el éxito empresarial del mañana y la salud futura del planeta. Y, si se adopta con cuidado, significa de todo menos concesiones.

Productos y soluciones relacionados

Ve más allá

  • pro-8-stops-image-stabilization-1

    Artículo

    Remanufacturado frente a reacondicionado: ¿cuál deberías elegir?

    Una diferencia con distinción: reacondicionado frente a remanufacturado. Crea un entorno de TI sostenible.

  • ARTÍCULO

    Tres razones por las que tu negocio debería preocuparse por la sostenibilidad

    Ser sostenibles es algo más que un gesto medioambiental. A largo plazo, tiene lógica desde el punto de vista económico.

  • ARTÍCULO

    Futuro sostenible

    Infórmate sobre la estrategia de sostenibilidad de Canon, nuestros objetivos de mejora y nuestra gestión del cumplimiento y de la certificación en relación con la sostenibilidad.

  • ¿No tienes claro qué productos necesitas para tu negocio?

    1. OCDE, Global Material Resources Outlook
    2. https://miljo-utveckling.se/canons-hallbarhetschef-dubbelmoral-vid-upphandling/
    3. https://www.eurovaprint.eu/fileadmin/eurovaprint_files/Member_Only/VA_Revision/Joint_VA_2020/VA_on_Imaging_Equipment_Consolidated_FINAL_Clean_07.10.2020.pdf