Guía práctica: Primeros planos

Descubre la fotografía de primeros planos (o macro) y con ella todo un nuevo espacio para tu EOS.

La fotografía macro es la actividad fotográfica perfecta para los meses de otoño e invierno, ya que puede realizarse tanto en interiores como exteriores cuando los días son más cortos y el tiempo más impredecible.

IHTT_Page_1_01
Anémona, © Ueli Grossenbacher, Canon EOS 50D

En marcha
Si estás empezando, puedes usar el objetivo con zoom estándar que se incluye habitualmente con las cámaras EOS antes de actualizar a un objetivo macro especializado. Utiliza el teleobjetivo para acercarte hasta el aumento máximo y coloca el botón de modo de la EOS en el ajuste de Primeros planos. Esta acción permite ajustar la configuración de la exposición y el Estilo de imagen. Más información sobre estos ajustes. Algo que observarás es que al acercarte al motivo aumentará el movimiento causado por las sacudidas de la cámara. Para solucionarlo, lo mejor es colocar la EOS sobre un trípode. Ya estás listo para comenzar.

IHTT_Page_1_02
Armonía en el agua, © Roberto Tacchetto, Canon EOS-1D Mark III

Profundidad de campo y enfoque
El enfoque de motivos cercanos al objetivo crea una profundidad de campo (el área del enfoque delante y detrás del punto que realmente se enfoca) mucho menor. Sea cual sea la abertura establecida, el fondo tenderá a aparecer desenfocado. Sin embargo, usar una abertura menor (número f/ más alto) permitirá una nitidez aceptable de una mayor parte del motivo.

Para obtener el mayor control y precisión, cambia el objetivo al enfoque manual. Observarás que los pequeños movimientos se amplían junto con el motivo. Unos pequeños ajustes en el anillo de enfoque darán lugar a grandes diferencias en el área de enfoque. El uso de una visión en directo ampliada producirá un control de enfoque más preciso.

Iluminación
Es muy importante utilizar la luz adecuada para la fotografía macro. Si trabajas en interiores, un buen comienzo consiste en utilizar la luz natural proveniente de una ventana. Evita la luz solar directa (la luz de un día nublado es adecuada) y utiliza un trozo de cartulina blanca para reflejar la luz sobre el motivo con el fin de minimizar las sombras. Mover la cartulina o ajustar el ángulo puede suponer una gran diferencia.

Lo idóneo sería que la fuente de luz iluminara todas las áreas del motivo para destacar los detalles y el color. Los flashes Macro Ring Lite y Macro Twin Lite de Canon son sistemas de iluminación adicional que producirán la luz uniforme más adecuada para la fotografía macro.

IHTT_Page_1_03
Tomate cortado, © Katherine Watson, Canon EOS 7D

Composición y fondo
La fotografía de primeros planos o macro se centra en el detalle, por lo que dedica tiempo a asegurarte de que la colocación del motivo es la apropiada en relación con el fondo. Es posible que el fondo aparezca desenfocado, pero el color, el brillo y las formas generales pueden seguir distrayendo la atención del motivo.

Ahora ya conoces la información básica. La página siguiente te ayudará a dar el siguiente paso.

1  2