ARTÍCULO

Consejos de la conservadora Katy Barron para los nuevos fotógrafos de bellas artes

Algunos consejos sobre lo que debes y lo que no debes hacer si quieres que tus obras se exhiban y vendan en una galería. © Paul Hackett

Muchos fotógrafos profesionales consideran que el éxito consiste en que una agencia o galería consolidada los represente. Y, en cierto modo, llevan razón, pero el camino hasta obtener este deseado reconocimiento no siempre es evidente.

Fundada en 1992 en el centro del barrio londinense Chelsea, la Michael Hoppen Gallery es una de las galerías más importantes de la ciudad, en la que se exhiben obras de maestros de la fotografía y artistas contemporáneos. Su directora, Katy Barron, cuenta con décadas de experiencia en el descubrimiento de nuevos talentos y venta de sus obras, y tiene algunos consejos esenciales para los fotógrafos que buscan representación en una galería.

Familiarízate con el espíritu de la galería

«En la galería exponemos una amplia variedad de obras de artistas y fotógrafos contemporáneos, aunque estamos especializados en la fotografía japonesa: vintage, de posguerra y algo de contemporánea. Aparte de eso, solo representamos a un grupo de artistas que nos parecen maravillosos. Nos interesan mucho los procesos que hay detrás de las obras. Por ejemplo, representamos a una joven artista chilena llamada Juana Gómez, que borda lienzos con autorretratos impresos. También representamos al artista francés Thomas Mailaender, que imprime fotografías en una gran variedad de superficies, incluida la piel humana. Ambos trabajan al límite de lo que se considera la fotografía convencional. Pero, al mismo tiempo, también exponemos imágenes clásicas de Bill Brandt y la fotografía de moda contemporánea de Tim Walker y Harley Weir».

Asegúrate de que tu trabajo está a la altura

«No se trata de un tipo de fotografía, sino de la fotografía que nos encanta y nos inspira. Si no es original, está mal planteada o mal hecha, no nos interesa».

Katy Barron, Senior Director at the Michael Hoppen Gallery, poses in the gallery.
Katy Barron, directora de la Michael Hoppen Gallery, cuenta con más de 20 años de experiencia como conservadora y asesora en el mundo de la fotografía artística.

Llama la atención de un conservador con un buen portafolio

«Descubrimos nuevas obras de formas muy variadas: asistimos a exhibiciones universitarias, oímos hablar de un buen trabajo, vamos a festivales de fotografía y arte, miramos revistas, buscamos en Internet... Es muy difícil que aceptemos a un fotógrafo que simplemente venga a visitarnos. Si decides dirigirte a nosotros, ayuda que ya te conozcamos un poco».

No te dirijas a la galería sin que te conozcamos

«Es poco probable que te demos una respuesta positiva si te acercas a nosotros directamente, sobre todo en ferias de arte. No es algo muy inteligente. Estas ferias son nuestra oportunidad de vender, por lo que no vamos buscando obras de otras personas. Si de verdad quieres enseñarnos tu trabajo, es mejor que empieces a visitar la galería, asistir a nuestras exhibiciones privadas y conocernos».

Sé profesional y elocuente para lograr una buena impresión

«Cuando nos interesa un fotógrafo, normalmente nos ponemos en contacto con él y lo invitamos a que nos enseñe su trabajo. Hablamos un poco, le pedimos un par de copias para enseñárselas a los clientes y comprobar si ellos reaccionan igual que nosotros. Si es así, empezamos a trabajar con el artista para darle un poco de visibilidad y, en última instancia, le dedicamos una exposición. Los artistas con los que mejor se puede trabajar son los que muestran inteligencia al hablar de su trabajo y están abiertos a nuestras sugerencias».

Installation shot from a 2016 exhibition of Simon Norfolk’s series taken in the Bamiyan Valley in Afghanistan.
Sala de la exhibición Time Taken, de Simon Norfolk, en la planta baja de la Michael Hoppen Gallery en 2016. © Michael Hoppen

Prepárate para aceptar consejos

«A menudo, los fotógrafos pretenden producir obras en una gran variedad de tamaños y en ediciones grandes. Nos hemos dado cuenta de que las series pequeñas en uno o dos tamaños atraen cada vez más a los coleccionistas, así que es recomendable que escuches lo que te proponemos a la hora de editar y poner precio a tu trabajo».

Busca algo que contar

«Creo que es importante que tu trabajo cuente una historia. No tiene por qué tener una narrativa compleja, sino algo que lo haga diferente. No puedes basar tu trayectoria en una o dos imágenes muy buenas».

Para leer más consejos de expertos del sector sobre cómo impulsar tu carrera, consulta nuestra sección de historias.

Escrito por Rachel Segal Hamilton


Artículos relacionados

Ver todo