alt text goes here

DISFRUTA DE LA NATURALEZA CON LA EOS R6 Y LOS NUEVOS TELEOBJETIVOS DEL SISTEMA EOS R

Descubre los últimos lanzamientos del Sistema EOS R para fotografía de fauna salvaje, de la mano del joven fotógrafo de naturaleza, Marc Albiac.

La EOS R6 es una cámara cuyo diseño y características son perfectas para utilizar en situaciones en las que el tiempo es un factor determinante. Esta cámara, junto con los nuevos objetivos RF 600mm y 800mm F11 IS STM, permite combinaciones especialmente buenas para trabajar en la naturaleza, no solo por los avances tecnológicos y las ayudas electrónicas, sino también por la ergonomía y portabilidad.

A continuación, el fotógrafo de naturaleza, Marc Albiac, nos comenta cuáles han sido sus impresiones tras probar estos últimos lanzamientos del Sistema EOS R:

LIGEREZA, ERGONOMÍA Y DISEÑO

El peso total de la EOS R6 (con la batería) y montada con el RF 800mm F11 IS STM es de 1940 gr. y con el RF 600mm F11 IS STM es de 1610 gr. Esto hace que este equipo, con cualquiera de los dos objetivos, sea muy buena opción para llevar en excursiones largas por la montaña o con desnivel, en sitios de difícil acceso donde se encuentra muchas veces la fauna. Los objetivos funcionan con lentes difractivas, así que no solo reducen su peso sino también su tamaño. Además, ambos tienen una posición de “apagado” en la cual quedan todavía más recogidos y ocupan menos espacio a la hora de transportarlos.

En cuanto a la cámara, su diseño hace que sea cómoda e intuitiva en la mano. Tiene un joystick que te permite mover los puntos de enfoque a gran velocidad y también tiene tres diales, sin contar el anillo de control de los objetivos RF, que te permiten configurar la cámara de tal manera que puedas optimizar el tiempo y no perder ninguna instantánea. En este caso, fotografiando las tres crías de rebecos (Rupicapra pirenaica), me desperté ya en la montaña. Hice una ruta por la tarde y me quedé a dormir en un refugio para poder fotografiar fauna al amanecer. Iba cargado con el saco de dormir, la comida y la ropa de abrigo, así que solo llevé la EOS R6 con el RF 600mm F11 IS STM, para llevar el menor peso posible. De ahí la importancia de reducir peso en todos los elementos.

LIGEREZA, ERGONOMÍA Y DISEÑO

ESTABILIZACIÓN DE 4 Y 5 PASOS

Pese a que la estabilización integrada de la EOS R6 no trabaja colaborativamente con los objetivos nuevos RF 600mm y RF 800mm F11 IS STM, sus propios estabilizadores de 5 pasos y de 4 pasos, te permiten hacer fotos a pulso, a muy baja velocidad, sin ningún elemento de apoyo extra.

Por ejemplo, la foto de este rebeco la realicé sin apoyarme en ningún sitio y a pulso. Para probar el estabilizador, empecé a bajar el ISO y con él la velocidad de obturación. Por lo general, hay que hacer fotos con velocidades superiores a la longitud focal con la que estás tirando, así que, en este caso, tendría que ser aproximadamente de 1/640s para que quedara la fotografía nítida, sin el estabilizador. Con el estabilizador activado, serían 5 pasos de velocidad (1/320; 1/160; 1/80; 1/40; 1/20) así que aproximadamente podría disparar a 1/20s. Esta fotografía está realizada a 1/10s, lo que equivaldría aproximadamente a 6 pasos de estabilización, algo muy difícil de conseguir con otros equipos.

ESTABILIZACIÓN DE 4 Y 5 PASOS

OBTURADOR ELECTRÓNICO

Muchas especies de animales salvajes desconfían y recelan de los humanos, sobre todo los mamíferos. Por eso, a los fotógrafos de naturaleza nos interesa pasar lo más desapercibidos posible.

Con la EOS R6 y su modo de obturación electrónico, podemos hacer fotos sin ningún tipo de ruido, por lo que, no interferimos en el comportamiento del animal. Vi un gato montés (Felis sylvestris) intentado cazar topillos en un prado. Como el animal estaba recorriendo el campo, me estiré en la linde de la maleza esperando a que el gato se me acercara. Gracias al obturador electrónico, el gato montés estuvo un buen rato sin darse cuenta de mi presencia y eso me permitió hacerle fotos mientras intentaba localizar a su presa.

Normalmente, muchos de estos animales se guían por el sentido del olfato y el oído. Camuflarnos es relativamente fácil, pero si queremos hacer fotos y no ser detectados, es muy interesante utilizar el obturador electrónico.

En el caso del encuentro con el oso pardo cantábrico (Ursus arctos) el disparo silencioso me ayudó, aunque no por mucho rato. Vi un animal que se movía entre la vegetación. Yo estaba sentado en lo alto de una peña y de repente salió una osa con crías al cortafuegos a 50 metros. Empecé a hacerle fotos y mientras tanto yo escuchaba como la osa iba oliéndome e intentaba verme, aunque no lo consiguió. Finalmente se escondió en el bosque. Del olfato no nos podemos esconder, pero de la vista y el oído, con la EOS R6, ahora ya sí.

ENFOQUE DE SEGUIMIENTO EN ANIMALES

Para la fotografía de acción, combinando la ráfaga del modo de obturador electrónico con el nuevo enfoque de seguimiento al ojo en animales, podemos hacer 20 fps a casi cualquier animal. La cámara, automáticamente fija el ojo del animal y lo va siguiendo por el área de enfoque. Esto nos permite centrarnos únicamente en mantener el animal dentro del área y en disparar.

marcalbiac_eosr6_video

ENFOQUE EN BAJAS LUCES E ISO

La EOS R6 tiene la capacidad de conseguir autoenfocar en situaciones de hasta -6.5EV.

Durante el verano muchas veces salgo a dar vueltas con el coche por las carreteras para ver si veo algunos animales que durante el día son prácticamente imposibles de ver. En una de mis salidas encontré una pareja de liebres de piornal (Lepus castroviejoi), jugando en un camino. Para no molestarlas, me quedé un poco alejado, subí el ISO y, gracias al Dual Pixel CMOS AF II, no tuve que enfocar manualmente, tan solo iluminándolas muy sutilmente, la cámara me conseguía autoenfocar.

marcalbiac_eosr6_6a

SENSOR FULL FRAME

Una característica muy importante en la EOS R6 es su sensor Full Frame de 20 mpx. Éste, además de tener un gran rendimiento en ISOS altos, nos ayuda a obtener una mayor calidad de desenfoque.

Para hacer una foto con un buen “bokeh” hay que tener en cuenta que entran en juego 3 factores: el tamaño del sensor, la focal del objetivo y el diafragma. Así que, con el sensor Full Frame de la EOS R6 más los RF 600mm u RF 800mm F11 IS STM, podemos sacar unos desenfoques muy atractivos, tanto por delante como por detrás del sujeto.

VISOR ELECTRÓNICO

La EOS R6 tiene la función de simulación de la exposición, que te permite ver en directo a través del visor, cómo te va a quedar la foto. Con esta opción activada agilizamos el proceso de medición de la exposición para que, en situaciones de luces sutiles, como en el caso de la clave baja de cabra montés (Capra pirenaica), o de luces difíciles, como la clave alta del rebeco (Rupicapra pirenaica), nos aseguramos que la foto quede tal cual la queremos.

EXTENDER RF

Con los nuevos objetivos RF también se han presentado los Extender RF 1.4x y 2x. Con la EOS R6 y el RF 600mm y RF 800mm F11 IS STM, se mantiene el autoenfoque y conseguimos unas focales de 1200mm y 1600mm que vienen muy bien para hacer fotos a aquellos animales más desconfiados sin tener que hacer uso de hides, redes de camuflaje, etc.

marcalbiac_eosr6_11

ANILLO DE CONTROL EN OBJETIVOS RF

Una de las características más importantes del Sistema EOS R para ganar velocidad a la hora de trabajar en los modos manual, AV y TV, es el anillo de control del objetivo RF. Puedes configurarlo para que girándolo suba o baje el ISO, la velocidad, la compensación de la exposición, el diafragma y la temperatura de color. En mi caso, como estaba haciendo fotos muy diferentes en un espacio de tiempo muy pequeño me lo configuré para poder compensar la temperatura de color.

COMPATIBILIDAD CON OBJETIVOS EF

Como ocurre en los otros cuerpos del Sistema EOS R, a la EOS R6 se le puede montar cualquier objetivo de la gama EF mediante un adaptador y no tiene ningún tipo de pérdida en el rendimiento. Mantiene la calidad, la velocidad de AF y, sobre todo, los más de 6000 puntos de enfoque que abarcan el 100% del sensor. Para la fotografía macro esto último es algo muy importante ya que puedes poner el punto de enfoque justo donde quieres que quede enfocado y aunque haya algo de por medio, la cámara no pierde precisión y enfoca perfectamente.

En este caso, para fotografiar la víbora de Seoane (Vipera seoanei), utilicé el EF 100mm f/2.8 MACRO y ayudándome con la pantalla abatible, pude hacerle fotos de aproximación, a la distancia mínima de enfoque, sin tener que acercarme en exceso.

marcalbiac_eosr6_14

Productos relacionados