Cielos estrellados: cinco sugerencias para captar el cielo nocturno

Estar bajo el cielo nocturno y mirar a las estrellas es una experiencia verdaderamente mágica. Y ahora, gracias a los avances tecnológicos de las cámaras, es más fácil que nunca salir ahí fuera y hacer fotografías increíbles. Aquí tienes nuestros mejores consejos de cómo captar la belleza de los cielos estrellados.

Lichtshow der Natur, por Bernhard Stoll

1. Ubicación, ubicación, ubicación

Para obtener las mejores imágenes, tendrás que salir a la naturaleza y alejarte de cualquier contaminación lumínica. Las luces de la ciudad disminuyen la visibilidad de las estrellas y lo mismo ocurre con la luna llena o incluso en cuarto creciente o menguante. Hay algunos lugares del mundo muy conocidos donde se pueden hacer increíbles fotografías de la Vía Láctea (como, por ejemplo, el Valle de la Muerte en Arizona), pero sólo con salir fuera de tu ciudad deberías poder encontrar espacios sin luz artificial. ¿Por qué no utilizas la herramienta útil de Blue Marble para buscar la ubicación más oscura de tu zona?

Estrellas de luna de miel, por Christoph Justen

2. Consulta la previsión meteorológica

Antes de salir a hacer fotos, no olvides comprobar el tiempo, ya que necesitarás un cielo nocturno despejado para conseguir buenas fotos de estrellas. Sin embargo, un cielo parcialmente nublado puede aportar un ambiente distinto a tus fotografías del cielo nocturno, así que sé creativo y utilízalo en tu propio beneficio. Si las nubes están relativamente fijas, tendrás menos problemas con que salgan borrosas en las fotos en las que utilices una exposición larga. Como con todas las exposiciones largas, mantener la cámara estable es crucial para evitar estelas de luz o desenfoques no deseados. Utiliza un trípode para captar imágenes claras y nítidas del cielo estrellado, y ten cuidado con el viento que puede provocar que las nubes se muevan y estropeen la toma.

Mira las estrellas, por Marta Diarra

3. Prueba diferentes ajustes

Para fotografiar cielos estrellados debes tomar el control de la cámara, así que cambia el modo a Manual y prueba algunos de los diferentes ajustes que detallamos a continuación.

Enfoque: enfoca el objetivo al infinito. Puedes hacerlo manualmente cambiando el interruptor del objetivo a enfoque manual. A continuación, utiliza el indicador de distancia (si el objetivo lo tiene) o mira a través del visor y gira el anillo de enfoque hasta que algo a gran distancia se vea nítido. Una vez que el objetivo está enfocado a más de seis metros, su híper distancia focal se proyectará hasta el infinito y las estrellas se verán nítidas.

Abertura: si quieres que las estrellas aparezcan como puntos y no como rastros, debes utilizar un ajuste de abertura más amplio. Eso te permitirá dejar entrar la mayor cantidad de luz posible en la cámara al mismo tiempo que se mantiene un tiempo de exposición relativamente corto. Recuerda, una abertura amplia dará como resultado una profundidad de campo reducida, lo que significa que cualquier cosa que esté en el primer plano inmediato estará desenfocado.

Velocidad de obturación: recuerda, las estrellas siempre están parpadeando. Para captar fotografías de estrellas o de la Vía Láctea lo más estáticas posibles, establece la velocidad de obturación en un máximo de 20 segundos. Aumentar la velocidad de obturación aún más dará lugar a rastros de estrellas. Si quieres ponerte a prueba captando las estrellas en movimiento, ¡sigue leyendo!

ISO: el tercer factor que afecta a la exposición de tus fotos es el ajuste de ISO. Cuanto mayor sea el número ISO, más sensible será el sensor a la luz que entra por la abertura. Una vez que estés satisfecho con tus ajustes de abertura y velocidad de obturación para el efecto que estés tratando de conseguir, empieza a experimentar con los ajustes de ISO.

Empieza con una ISO de 1.600 y comprueba (revisando las imágenes) si la cámara tiene suficiente luz con los ajustes de abertura y tiempo de exposición para captar las imágenes que deseas. A continuación, puedes aumentar el nivel de ISO (hasta 3.200 o tanto como pueda la cámara) para ver cómo afecta a los resultados.

Fuga, por Jackie Tran

4. Crea una composición

Los cielos llenos de puntitos de estrellas son una de las cosas más impactantes que puedes fotografiar. Sin embargo, es posible que quieras incluir otros elementos para enmarcar las tomas y hacer la imagen más interesante, como un edificio, montañas, características del paisaje o el reflejo de un lago. A veces, las estrellas por sí solas pueden carecer de perspectiva o de personalidad, así que busca siempre algo único que puedas captar.

Antiguo granero bajo la galaxia, por Jackie Tran

Perdido en la naturaleza, por Mario Castro Gómez

5. Capta rastros de estrellas

Los rastros de estrellas pueden ser muy espectaculares y sugerentes. Debes tener mucho tiempo y paciencia, un trípode y un mando a distancia para el obturador. El efecto lo causa la rotación de la Tierra. ¡Las estrellas permanecen en el mismo lugar!

Captar esas fantásticas líneas de luz es todo un reto, pero puede producir unos resultados sorprendentes. En primer lugar, debes localizar el Polo Norte. Puedes hacerlo con una de las numerosas aplicaciones de mapas estelares disponibles para tu smartphone. Establecer el Polo Norte como punto focal de la fotografía y utilizar una exposición larga dará como resultado un patrón circular alrededor de una ubicación central, tal como se puede ver en la imagen adjunta.

Las estrellas no emiten mucha luz, así que utiliza una ISO alta (800, 1.600 o superior) para captar sus movimientos. Presta atención y experimenta antes de realizar una exposición larga, ya que cuanto más alta sea la ISO, más probable es que se produzca «ruido» en la imagen.

La velocidad de obturación máxima disponible en muchas cámaras es de 30 segundos, así que para realizar una exposición más larga, utiliza el ajuste de exposición Bulb en modo manual. Esto te permite mantener el obturador abierto durante todo el tiempo que desees con sólo pulsarlo para que se abra o se cierre. Establece el enfoque al infinito. Experimenta y revisa las tomas antes de intentar realizar una exposición más larga de unos 30 minutos. Después, revisa la toma otra vez. Es posible que necesites unos cuantos intentos (y unas cuantas noches de paciencia) antes de conseguir los gratificantes resultados que deseas.

Gira la Tierra, por Michal Krawiec

Comparte tus fotos de estrellas

Una vez que hayas captado esos bonitos cielos estrellados, no te olvides de compartir tus imágenes en nuestra . ¡Buena suerte!