La Empresa

Maya Vik

Maya Vik se hizo famosa en Noruega como bajista de Montée, el grupo pop galardonado con un Grammy que cofundó en 2007. Desde entonces, su fama individual ha seguido una trayectoria ascendente y, trabajando como modelo y DJ, se ha convertido en uno de los iconos de la moda y la música de Noruega. Así, en 2011, cuando el fotógrafo profesional Pål Laukli y el director creativo Gary Swindell fueron contratados para contribuir al lanzamiento de la carrera en solitario de Maya Vik con su primer álbum, Château Faux-Coupe, ambos sabían que tenían la oportunidad de producir el evento del año. Pero, antes que nada, tenían que responder dos preguntas importantes: cómo hacerlo y a quién pedir ayuda.  

Maya Vik se hizo famosa en Noruega como bajista de Montée, el grupo pop galardonado con un Grammy que cofundó en 2007.

El Reto

A Swindell y Laukli se les ocurrió crear un impresionante evento audiovisual centrado en Maya Vik que combinara todos los elementos comunicativos (material impreso, online, en vídeo, fotográfico y musical). Tras plantearse este reto, se dieron cuenta de que les resultaría más fácil llevarlo a cabo con éxito si reducían al mínimo el número de proveedores. Tras considerar cuidadosamente una serie de posibles colaboradores que pudieran ayudarles a realizar todo el proyecto, la lista de finalistas se redujo a uno: Canon. En palabras de Laukli: «Teniendo en cuenta las ideas que teníamos para el evento (crear y proyectar un vídeo, elaborar un libro de lanzamiento especial con imágenes de Maya y exponer versiones de esas fotos en gran formato), Canon parecía ser el único proveedor capaz de ofrecer todo lo que necesitábamos».

 
Buena química, desde la captura de la imagen hasta la producción Como ya había trabajado con Canon Noruega en otro proyecto, Pål Laukli volvió a hablar con su contacto de dicha empresa, que estuvo encantado de demostrar todo lo que ofrecía Canon desde la captura de la imagen hasta la producción y dio el pistoletazo de salida al proyecto.

Canon pasa a formar parte del equipo multimedia.

La Solución

Según el propio Laukli, Canon hizo todo lo posible para que la iniciativa fuera un éxito: «Llevamos a cabo muchos proyectos con otras empresas, pero éste ha sido, sin duda, el que menos problemas nos ha planteado. Gracias a la colaboración de Canon, todo fue sobre ruedas».

En lugar de lanzar el nuevo álbum en CD, se había decidido usar un soporte retro más inusual: un LP en vinilo blanco. La carátula se incorporaría a un libro en edición limitada diseñado por Gary Swindell que recopilaría fotografías, ilustraciones y un código con el que los fans podrían descargar versiones digitales del álbum. La primera parte del proyecto consistió en crear las fotografías que se usarían para el lanzamiento.

Pål Laukli produjo una serie de imágenes impresionantes de Maya Vik, capturadas tanto en exteriores como en interiores. Realizó todas las fotos con su Canon EOS 5D Mk II, que describe como «la mejor cámara del mundo». Laukli había empezado a usar cámaras réflex digitales de objetivo único de Canon un par de años antes y su rendimiento no le había decepcionado. «Llevaba muchos años trabajando con cámaras de medio formato y, al principio, tenía mis dudas sobre la tecnología digital», explica. «Sin embargo, ahora que he dado el paso, nunca he vuelto atrás. Con la tecnología tan avanzada que tienen ahora las cámaras Canon y la calidad y selección de su material óptico, obtengo resultados tan buenos como los que lograba cuando usaba película. Uso la Canon EOS 5D Mk II para la mayoría de mis trabajos. Es comodísima, responde muy bien, los archivos tienen un aspecto fantástico y la función de vídeo es magnífica».

La «magnífica» función de vídeo de la Canon EOS 5D Mk II y la Canon EOS 7D dio lo mejor de sí cuando Laukli usó estas cámaras para grabar un vídeo musical de una de las canciones del nuevo álbum de Maya Vik. Una vez capturadas, las imágenes se usaron de distintas formas. En primer lugar, varias se incluyeron en el libro de fotografías de alta calidad en edición limitada, que Canon imprimió en una de sus prensas de producción en color, la Canon imagePRESS C7010. Hasta que no vio la calidad de las imágenes impresas, Laukli no tenía claro que una máquina digital estuviera a la altura de las exigencias: «Tenía mis dudas, como cuando se trataba de pasar de la película a la tecnología digital. No estaba convencido de que la calidad obtenida con un dispositivo digital pudiera ser tan alta como la que ofrecían las prensas offset. Pero no tenía por qué preocuparme: la calidad de las imágenes impresas con la Canon imagePRESS C7010 era excelente».

Doce de las imágenes se imprimieron también en gran formato (2 m × 3 m) en un soporte de plexiglás de 1 cm de grosor, con una impresora plana UV Océ Arizona. A continuación, cada una de estas imágenes se colocó en un marco de madera sobre una fuente de retroiluminación, con lo que daba la impresión de brillar en la oscuridad.  

«Llevamos a cabo muchos proyectos con otras empresas, pero éste ha sido, sin duda, el que menos problemas nos ha planteado. Gracias a la colaboración de Canon, todo fue sobre ruedas.»

Los Resultados

Éxito de la velada de lanzamiento Aproximadamente cuatro meses después del inicio del proyecto, llegó la fecha del lanzamiento: el 19 de octubre de 2011. A mediodía, se empezó a preparar el evento en el local que se consideraba ideal para ello: el Mathallen, un edificio tipo almacén renovado recientemente, con una superficie de aproximadamente 3500 m², situado en el corazón del nuevo centro creativo de Oslo. Se colocaron las 12 fotografías en gran formato (cada una de las cuales pesaba 120 kg), se instaló el escenario para Maya Vik y se preparó el Canon XEED para proyectar el nuevo vídeo musical en una gran pantalla situada sobre el escenario. Esa noche asistieron al evento aproximadamente 900 personas, tanto para seguir el lanzamiento de la carrera en solitario de Maya Vik como para ver las impresionantes imágenes creadas por Laukli.

Todo marchó bien y la velada se consideró un gran éxito. Al día siguiente, la exposición de las imágenes en gran formato se trasladó al establecimiento insignia de H&M de Oslo, donde la semana siguiente otras 3000 personas vieron las fotografías en una zona especialmente diseñada por Maya Vik y denominada H&M Loves Maya Vik. El evento y la exposición subsiguiente en la tienda de H&M despertó un interés considerable en los medios de comunicación, que hablaron de ello en la televisión nacional, en la radio, en los periódicos noruegos y en Internet. El proyecto también ganó un premio de plata en Gullblyanten, una prestigiosa competición de creatividad y diseño de Noruega.

Según Pål Laukli, todos salieron ganando con la iniciativa: «Todo el mundo ha quedado encantado con el resultado del proyecto: el primer álbum de Maya Vik se ha vendido muy bien y Gary y yo hemos logrado una gran visibilidad. Gran parte de este éxito se debe al increíble nivel de profesionalidad y asistencia que ofrece Canon. La calidad que produjo Canon fue altísima y, para nosotros, fue impresionante encontrar un solo colaborador que ofreciera todo lo que necesitábamos para este trabajo multimedia».    

«La calidad que produjo Canon fue altísima y, para nosotros, fue impresionante encontrar un solo colaborador que ofreciera todo lo que necesitábamos para este trabajo multimedia.»

Contacto

Si desea conocer más a fondo este u otro Caso de Éxito de Canon o desea más información acerca de los productos y soluciones que ofrecemos, haga clic en el enlace de la derecha y envíenos su consulta rellenando el formulario de contacto. En breve nuestro equipo comercial se pondrá en contacto con usted para proporcionarle la información que necesita.