Artículo

Imprenta y editorial: mejor juntas

Por qué la colaboración entre editoriales e imprentas es fundamental para el futuro de la producción de libros

Four smiling people sitting around a desk. A woman passing a man a piece of paper.

Innovación por medio de la cooperación

Los cambios en los hábitos de compra de libros, la desorganización del mercado y el auge del comercio electrónico suponen un reto para editoriales e imprentas a la hora de producir y entregar libros de forma más flexible y rápida que nunca, a la vez que tratan de mantener la calidad del producto a costes menores. A pesar de que la demanda de libros impresos es estable, su rentabilidad económica ha cambiado radicalmente.

Los métodos de producción offset analógicos, que resultaban ideales cuando las editoriales producían grandes volúmenes de títulos individuales, son cada vez más improductivos. La tecnología de producción digital permite una impresión y un acabado de libros de alta velocidad y dinámica en tiradas cortas o incluso de copias únicas. Este cambio tecnológico está animando a las editoriales y las imprentas a replantearse su forma de trabajar.

Antes, el éxito comercial de una imprenta de libros se basaba tradicionalmente en el de sus clientes editoriales. Si contaban con buenas ventas, podían producir mayores volúmenes y obtener más ingresos. El mundo editorial actual, al igual que la mayoría de las industrias de contenido, se centra menos en las ventas por volumen y más en diseñar soluciones que satisfagan los hábitos cambiantes de los consumidores, apoyando los comportamientos y recorridos de compra individuales.

El cambio es constante. El futuro de la edición es sin duda multiplataforma, un aspecto que se ve reflejado en el éxito de formatos como audiolibros e innovaciones impulsadas por la tecnología, como las aplicaciones de ficción. En el futuro, es probable que el libro impreso sea solo un elemento del recorrido del cliente, en el que el contenido se consume en diferentes formatos y en diferentes dispositivos. A este concepto lo llamamos «libro inteligente».

Open books placed in pattern

Cómo adaptarse al cambio de forma proactiva

Estas tendencias en el sector editorial alteran la dinámica de la cadena de suministro. El futuro de la industria exige la transición de una relación transaccional, en la que la imprenta está simplemente «a cargo de los pedidos», a un modelo denominado «triángulo de la experiencia» en el que la editorial, la imprenta y el proveedor de soluciones tecnológicas trabajen codo con codo para desarrollar nuevos modelos de negocio y diseñar nuevas estrategias que garanticen el éxito.

En la actualidad, los principales puntos débiles de las editoriales se localizan en la planificación y los costes. Históricamente, las editoriales calculaban los volúmenes de producción basándose en las previsiones de ventas y, en caso de equivocarse, debían asumir los costes. ¿Es preferible arriesgarse a producir grandes volúmenes de un título y eliminar el excedente? ¿O es mejor ir a lo seguro e imprimir cantidades más pequeñas aun a riesgo de perder ventas por no poder satisfacer la demanda?

Sin embargo, los datos históricos de rendimiento son un indicador cada vez menos fiable del éxito de un título en el mercado, lo que aumenta el riesgo comercial a la hora de publicar. Para las imprentas de libros es fundamental tener presente el formato digital y ser el principal impulsor tras los avances de este medio, con el objetivo de desarrollar y organizar un cambio de forma proactiva en vez de seguir a ciegas las instrucciones de la editorial.

La tecnología de impresión digital puede ser la clave para resolver este tipo de problemas, pero solo si las imprentas de libros llegan a comprender los motores empresariales en constante evolución de sus editoriales. Las imprentas necesitan concienciar a los clientes, con el respaldo de sus socios tecnológicos, sobre cómo las innovaciones en la automatización de la producción y los flujos de trabajo pueden fomentar un cambio y ofrecer un impacto comercial positivo.

Books on a bookshelf

Nuevos modelos de negocio que generan nuevas oportunidades

En Canon, identificamos tres modelos de negocio clave gracias a la tecnología de producción digital:

  • Impresión de tiradas cortas
  • Gestión del ciclo de vida de los libros (BLM)
  • Producción bajo demanda
Es posible que las editoriales y las imprentas avancen de un modelo a otro a medida que evoluciona el mercado y, en el proceso, sienten las bases para el futuro multiplataforma del «libro inteligente».

Para empezar, es necesario complementar la impresión offset con la producción digital en tiradas más cortas para así anticiparse o responder a los ciclos comerciales negativos y a las creciente frecuencia de los pedidos. El grado de integración de procesos necesario es bajo, y las imprentas pueden realizarlo independientemente de sus clientes editoriales. Básicamente, es cuestión de añadir capacidad digital a una operación de impresión offset.

Sin embargo, es un buen momento para que las imprentas se comuniquen con las editoriales para reforzar las ventajas de esta inversión digital con ellos: plazos de entrega más cortos, lanzamientos más rápidos, y un ahorro de costes en el almacenamiento y la distribución. Dicha comunicación dará como resultado mayores beneficios, lo que permitirá a las imprentas evaluar hasta qué punto los clientes editoriales ven reducidos los volúmenes de impresión y en qué plazos.

Además, este diálogo será un buen indicador de la creciente demanda de servicios a corto plazo. Esta situación puede servir de guía a las imprentas a la hora de planificar su inversión y quizá señalar la necesidad de automatizar más procesos, como la generación de pedidos online. En última instancia, este diálogo podría revelar la necesidad avanzar al siguiente nivel en el diagrama del modelo de negocio, es decir, la gestión del ciclo de vida de los libros.



Las editoriales y las imprentas pueden pasar de los servicios de tiradas cortas a la gestión del ciclo de vida de los libros y, finalmente, a la impresión bajo demanda a medida que evoluciona el mercado para construir, de esta forma, una base sólida para el futuro del libro inteligente.

A man and two women looking at a laptop screen

Nuevos niveles de integración

La gestión del ciclo de vida de los libros (BLM) requiere un nivel de colaboración mucho más estrecho entre imprenta y editorial. De hecho, se trata de una asociación estratégica que reduce el riesgo de liquidación y permite un mayor número de ventas al vincular la producción a la demanda real. La BLM implica la integración de sistemas de reposición de existencias para activar la producción en tiempo real en respuesta a los datos de pedidos y existencias disponibles.

Esto hace que la interacción entre imprenta y editorial cambie radicalmente a nivel de toma de decisiones, y exige cierto grado de transparencia en lo referente a aspectos propios del ámbito de la información empresarial que pueden carecer de precedentes en dicha colaboración, como la gestión del inventario, la planificación de recursos de empresa, etc. (esto también puede indicar la necesidad de adquirir e implementar nuevas habilidades técnicas y de gestión de procesos en el negocio de la impresión).

La transición a un modelo completo bajo demanda refuerza aún más la asociación entre imprenta y editorial. La producción bajo demanda elimina por completo la red de seguridad del inventario impreso, de modo que la producción solo se activa mediante un pedido real. Esto requiere procesos de trabajo perfectamente automatizados entre la imprenta y la editorial, respaldados por acuerdos de nivel de servicio sólidos entre todos los eslabones de la cadena de suministro.

Este modelo también desafía los métodos de análisis de costes convencionales entre las editoriales y las imprentas. Un libro producido bajo demanda tendrá un coste inicial de fabricación y envío más elevado, pero el coste total de la vida útil del título se verá reducido al incluir en la ecuación los costes a lo largo de la cadena de suministro: almacenamiento, manipulación, devoluciones, logística, etc.

La era de la innovación colaborativa

Nuevas formas de trabajo para nuevos tiempos. Las cadenas de suministro tradicionales se están convirtiendo en ecosistemas complejos en los que múltiples proveedores de soluciones trabajan de forma conjunta según principios de puntualidad. Los márgenes de error son ínfimos, y los eslabones de la cadena son interdependientes, por lo que necesitan que los procesos y los sistemas estén integrados de forma sólida. La necesidad de comunicarse de manera abierta y la colaboración en favor de la innovación nunca han sido tan importantes.

Escrito por Tino Wägelein, director de desarrollo empresarial de Canon Europe


Soluciones relacionadas

Más información

Descubre cómo Canon apoya a las editoriales e imprentas de libros en la implementación de modelos de negocio en los que el formato digital es la base principal para el crecimiento

Habla con nuestro equipo