Caso práctico

Mayor capacidad de producción

Studio Bell cuadruplica el aumento de la eficiencia en la impresión

Fuimos los primeros de Polonia en invertir en la Colorado. La decisión se basó en que este dispositivo nos permitiría deshacernos de todas las desventajas de la tecnología de látex existente.

Bartosz Świderski, propietario de Studio Bell

Inicios y desafíos

Studio Bell es un estudio gráfico de Varsovia fundado en 1998 por Bartosz Świderski. Inicialmente, el estudio utilizaba materiales de impresión de formato pequeño y mediano. Apenas doce meses después, en 1999, Studio Bell invirtió en nuevas máquinas para producir materiales gráficos de gran formato, lo que les permitió realizar pedidos de gran formato para clientes individuales y empresas.

Los principales productos ofrecidos por Studio Bell eran materiales de publicidad, elementos decorativos para oficinas y carteles para ferias de muestras.
La tecnología de impresión predominante era la solvente, lo que derivó en importantes limitaciones de producción a lo largo de los años. Al mismo tiempo, Studio Bell recibía cada vez más pedidos de impresión en papel fotográfico pintado, un servicio que finalmente prevalecería en la empresa. Ante las limitaciones tecnológicas del látex y de la conciencia ecológica cada vez más extendida entre los clientes, Świderski empezó a buscar una nueva tecnología de producción profesional en papel fotográfico pintado.

«Teníamos problemas con el color y las manchas en el soporte, así como con la geometría de las impresiones. En la práctica, había muchas cosas que desconocíamos que podían sorprendernos a la hora de instalar el papel fotográfico pintado y obligarnos a repetir todo el trabajo». En mayo de 2017, Studio Bell decidió invertir en la última impresora de plotters Océ Colorado 1640 con la innovadora tecnología UVgel. Las expectativas estaban claras: aumentar la velocidad de la impresión, mejorar la repetibilidad del color y mantener el respeto por el medio ambiente.

Un nuevo capítulo

«Fuimos los primeros de Polonia en invertir en la Colorado. La decisión se basó en que este dispositivo nos permitiría deshacernos de todas las desventajas de la tecnología de látex existente», explica Bartosz Świderski.

La Océ Colorado 1640 es revolucionaria en su aplicación de la tinta, que en vez de ser líquida se aplica en forma de gel. Solo se vuelve líquida en el cabezal cuando ya se ha formado la gota, así que puede curarse en el soporte. La curación se realiza mediante una lámpara LED UV a baja temperatura para que el soporte no supere los 30 grados; un hecho que resuelve un grave problema del látex, con el que las temperaturas superan los 80 grados.

«Debido a su tecnología piezoeléctrica, el cabezal de la Colorado se caracteriza por la alta repetibilidad de la formación de gotas y la alta precisión del posicionamiento de estas. Es más, la colocación es tan precisa que se puede ajustar el diámetro de una gota a una centésima de milímetro, y la máquina logra esa precisión a alta velocidad», concluye. Świderski

El propietario de Studio Bell también aprecia el innovador sistema de alimentación de tinta. «Se aplica todo el cartucho una vez y no hay residuos de tinta usada, al contrario que en las máquinas de látex, que tenían el gran problema de que no había mucha tinta y, al imprimir varias docenas de metros cuadrados en una sola tirada, había que extraer los cartuchos con restos de tinta. Además, en el resultado se veía claramente cuándo se estaba agotando la tinta», recuerda Świderski.

Rendimiento revolucionario

La Océ Colorado 1640 es una máquina muy eficiente: la velocidad aproximada de 40 m2/hora es más de 4 veces mayor que el rendimiento que podíamos ofrecer antes a nuestros clientes. Lo que antes tardaba media hora en imprimirse, ahora se puede imprimir en unos minuto», admite Świderski, que también hace hincapié en el respeto de la tecnología UVgel por el medio ambiente.
«Antes imprimíamos en papeles fotográficos pintados con tecnología solvente, que contiene compuestos nocivos para el medio ambiente. Canon ha eliminado estos compuestos tanto del material como de la tinta».

Cuando le preguntaron por las tres ventajas más importantes de su inversión en la Océ Colorado 1640 para el negocio, Świderski no dudó en destacar la repetibilidad, la calidad de la impresión y la velocidad de la máquina. «Gracias a ella podemos ofrecer a nuestros clientes un producto que sabemos que va a cumplir sus expectativas. Esto es muy importante para nosotros, ya que queremos estar totalmente seguros de la calidad de nuestros productos», concluye Świderski.

La Océ Colorado 1640 es una máquina muy eficiente: la velocidad aproximada de 40 m2/hora es más de 4 veces mayor que el rendimiento que podíamos ofrecer antes a nuestros clientes. Lo que antes tardaba media hora en imprimirse, ahora se puede imprimir en unos minutos.

Bartosz Świderski, propietario de Studio Bell

Más información